Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El precio de la gasolina retrocede en vísperas de otra operación salida

Llenar el depósito cuesta 1,60 euros menos que en los desplazamientos de finales de julio

Precio de la gasolina
Surtidor en una gasolinera. EFE

El precio de los carburantes sigue su tendencia a la baja con el gasóleo acumulando cinco semanas consecutivas de caídas por cuatro de la gasolina. El descenso se produce en vísperas de una nueva operación salida en la que la Dirección General de Tráfico prevé casi cinco millones de desplazamientos entre las tres de la tarde del viernes y la medianoche del domingo. Los conductores que este fin de semana dejen su ciudad para pasar fuera sus vacaciones y los que regresen de ellas se encontrarán al llenar el depósito con que su precio se ha abaratado en más de un euro y medio desde la anterior operación salida de finales de julio, según datos del boletín petrolero de la Unión Europea.

En ese periodo, llenar un depósito de 50 litros de gasoil —combustible utilizado por el 80% del parque automovilístico español— se ha rebajado en 1,60 euros, el 1,2% menos, hasta los 55,25 euros, gracias al descenso del precio del diésel a 1,10 euros el litro. La brecha entre gasolina y gasoil se amplía ligeramente a 16,5 céntimos de euro, y está a un solo céntimo de los máximos históricos que registró a finales de julio. Un litro de gasolina vale 1,27 euros, un 1% menos que hace siete días, y llenar el depósito cuesta 63,55 euros, 1,80 euros menos que en la última operación salida.

El importe medio del carburante en España está muy por debajo de la media de la Unión Europea. En los 28 estados miembros el precio medio del litro de gasolina roza los 1,46 euros y el de gasóil está en los 1,22 euros. Estas diferencias se deben a que España ejerce una menor presión fiscal sobre los combustibles.

La bajada de los combustibles podría prolongarse en las próximas semanas si el petróleo continúa la espiral bajista que ha llevado el precio del barril de Brent —el de referencia en Europa— por debajo de los 50 dólares. La Agencia Internacional de la Energía (AIE) señaló este miércoles en un informe que los países productores de crudo seguirán bombeando el próximo año más petróleo del que se consume en todo el mundo. Tanto la AIE como el consenso de los analistas creen que esta abundante oferta y la fortaleza del dólar están presionando a la baja su precio, y a estos factores se ha unido la desaceleración de la economía china, el primer consumidor de petróleo del mundo, que crece a su ritmo más bajo de los últimos 25 años.

Más información