Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

¿Te vas de Erasmus?

Que la falta de planificación financiera no te estropee la experiencia de vivir y estudiar fuera de España

Estudiantes de Erasmus en Madrid.
Estudiantes de Erasmus en Madrid.

Vivir una experiencia, aprender o perfeccionar un idioma, conocer otra cultura, ampliar el horizonte, conocer gente nueva y aprender a buscarse la vida en solitario, son algunos de los motivos por los estudiantes universitarios deciden enrolarse en la aventura de la beca Erasmus. De hecho, España es el país de entre todos los que forman parte del programa de movilidad Erasmus que más estudiantes envió al extranjero, siendo un total de 39.249 durante el curso 2012-2013.

Pasar de tres a seis meses en un país de la Unión Europea es toda una andanza, y como en todo episodio en la vida hay que tenerlo todo atado y bien atado. Cuando hablamos de Erasmus, o de viajar al extranjero en general, el tema económico-financiero es en lo que prácticamente primero se piensa. Saber cuánto dinero se necesita, cómo se podrá disponer de ello y con qué costes… Rodearse de los productos financieros con las mejores condiciones hará más fácil y sobre todo barata tu estancia en ese país con la beca en honor a Erasmo de Rotterdam.

Por eso hay ciertos productos que pueden resultar interesantes si eres de los que en el próximo curso está decidido a irse de Erasmus o bien cualquier otra beca que permita vivir en el extranjero. Una tarjeta que permita sacar dinero en cualquier cajero del mundo sin cobrar comisiones es útil para cuando necesitemos efectivo. La tarjeta que emite gratuitamente EVO Banco al contratar su Cuenta Inteligente da acceso a efectivo a través de cualquier cajero sin tener que asumir ninguna comisión.

En este sentido y para tampoco tener que asumir comisiones por tener una cuenta en España en la que ingresar mes a mes la beca o el dinero extra en concepto de ayuda de esos padres preocupados, la Cuenta Sin Nómina de ING Direct puede ser otro de los productos interesantes. No cobra comisiones por transferencias internacionales, lo que supone que en caso de tener que abrir una cuenta en el país de destino, transferir dinero no tendrá ningún coste. Lo recomendable es que la cuenta tenga dos titulares, para que ambos puedan operar y tengan acceso a ella independientemente.

¿Y si no lo teníamos todo atado y bien atado?

La preparación de un traslado así puede conllevar que ocurran ciertos despistes. A veces nos pilla el toro y nos dejamos ciertos cabos sueltos. Si uno de ellos tiene que ver el hecho de no disponer de una tarjeta que nos permita sacar dinero en el extranjero, significa que tampoco tendremos una cuenta que nos la proporcione. Pero siempre hay soluciones al alcance de la mano, por eso si una vez ya en destino necesitas abrir una cuenta en España, bien para pagar tributos o para domiciliar algún gasto, hay vías para proceder a ello:

  • · Vía online. Es posible gracias a las cada vez más entidades que operan a través de Internet. Desde cualquier lugar, con sencillos pasos y en poco tiempo una cuenta puede estar operativa.
  • · Vía oficina de representación. Algunas entidades financieras españolas cuentan con oficinas de representación en el extranjero.
  • · Vía poder notarial. Si ninguna de las anteriores opciones es viable, se puede recurrir a enviar un poder para que otra persona quede autorizada para tramitar la apertura de la cuenta en España.

La experiencia vivida será única y generalmente para bien, por eso y para que nada ni nadie pueda interferir negativamente en ella es importante rodearse de buenos compañeros que se convertirán en amigos, de las herramientas financieras que faciliten la estancia y de una maleta cargada de ilusiones. Haz todo lo posible por que en el camino de vuelta cargues con un baúl lleno de recuerdos increíbles.

 

María Valero (Colaboradora de iAhorro).

 

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información