Basilea suaviza las nuevas exigencias sobre las ratios de deuda de la banca

Las presión de los bancos logra que la futura normativa relaje los requisitos de capital

La presión de la banca ha ganado un asalto en Basilea III, tal como se conoce en el sector a la futura normativa contable. El comité dependiente de los bancos centrales que diseña las nuevas reglas de juego en materia de solvencia, inspiradas para evitar que se repitan crisis como la actual y que entrarán en vigor de forma escalonada a partir de este año, aprobó el domingo una serie de cambios que, en la práctica, implican la suavización de los requisitos de capital.

El grupo de Basilea ha propuesto que el nivel de capital en relación con los activos totales, una de las grandes patas de la nueva normativa para evitar un excesivo endeudamiento, quede fijado en el 3%, por debajo de lo que demandan otros países, como Estados Unidos, que se reserva la posibilidad de mantener sus exigencias más allá de Basilea III.

Además, la base sobre la que se va a calcular ese ratio ha menguado, con lo que el volumen total en millones de euros necesarios para alcanzar el 3% se contrae. Lo que ha hecho el comité, grosso modo, es permitir que los activos sobre los que se realice el cálculo incluyan solo la exposición neta, y no la bruta en operaciones como repos.

El Banco Internacional de Pagos (BIS, en sus siglas en inglés) justificó los cambios a la normativa de junio de 2013 tras el "cuidadoso análisis de los datos recibidos y el meticuloso análisis de impacto de la banca".

Richard Reid, investigador de la Universidad de Dundee, señaló, en declaraciones a Bloomberg, que los cambios del domingo suponen "el reconocimiento de la posibilidad de que las normas, tal y como estaban diseñadas originalmente, hubiese llevado a los bancos a tener que encontrar un montante adicional dinero del orden de los 200.000 millones de dólares en un momento en el que aún están extendidos las preocupaciones por el flujo de crédito y el crecimiento económico".

Basilea III busca proveer de nuevas herramientas para valorar el nivel de endeudamiento de una entidad financiera más allá de los ratios de solvencia tradicionales, ya que algunas entidades obtienen buenos registros en esos parámetros , pero no han demostrado tener capital suficiente para hacer frente a problemas.

Conoce en profundidad todas las caras de la moneda.
Suscríbete

Sobre la firma

Amanda Mars

Corresponsal jefe de EL PAÍS en EE UU. Comenzó su carrera en 2001 en Europa Press, pasó por La Gaceta de los Negocios y en 2006 se incorporó a EL PAÍS, donde fue subjefa de Economía y corresponsal en Nueva York. Desde 2017 vive en Washington. Ha cubierto dos elecciones presidenciales, unas legislativas, dos impeachment y un asalto al Capitolio.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS