Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
LATINOAMÉRICA DESARROLLO

Aznar defiende un mayor protagonismo de A. Latina en las relaciones transatlánticas

En la imagen un registro del expresidente del Gobierno español José María Aznar, quien indicó que la cuenca atlántica es mucho más rica, cuenta con más oportunidades y más fundamentos. EFEArchivo Ampliar foto
En la imagen un registro del expresidente del Gobierno español José María Aznar, quien indicó que la cuenca atlántica es mucho más rica, cuenta con más oportunidades y más fundamentos. EFE/Archivo EFE

El expresidente del Gobierno español José María Aznar abogó hoy por "renovar y redefinir" las relaciones transatlánticas con una implicación más directa de Latinoamérica, y reivindicó la cuenca atlántica como la "más importante" del planeta.

"No es cierto que el futuro del mundo esté inscrito inevitablemente en la cuenca del Pacífico", destacó Aznar en el segundo día de la Conferencia anual del Banco de Desarrollo de América Latina (CAF).

"La cuenca atlántica es mucho más rica, cuenta con más oportunidades y más fundamentos", agregó, al establecer las que, a su juicio, son las prioridades políticas que deben guiar las relaciones atlánticas.

No obstante, aseguró que para mantener su potencial es "indispensable redefinir y renovar" estas relaciones en el caso de Europa y "muy conveniente" en el de Estados Unidos.

Aznar hizo sus declaraciones al intervenir en un panel en el que también participaron el ex presidente uruguayo Luis Alberto Lacalle y Benita Ferrero-Waldner, excomisaria de la Unión Europea.

"Las relaciones transatlánticas deben implicar todo el Atlántico, no solo el norte como hasta ahora. Debemos mirar también el sur, y redefinir la política sobre cuatro pilares: el europeo, el norteamericano, el latinoamericano y de una parte importante de países africanos", dijo el ex jefe del Gobierno español (1996-2004).

Es especialmente "importante", añadió, para Latinoamérica ya que constituye una oportunidad para "ganar influencia global" y que la región "deje de ser parte de los problemas para convertirse en parte de la solución".

Además, defendió como una "espectacular" posibilidad las negociaciones recientemente abiertas entre EE.UU y la Unión Europa (UE) para sellar un Tratado de Libre Comercio, y señaló que ambas partes tienen la "obligación estratégica" de llevarlas a buen puerto.