Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
PARTICIPACIONES PREFERENTES

Arbitraje obliga a Catalunya Caixa a devolver las preferentes a doce clientes

La Junta Arbitral de Consumo de Cataluña ha dictado los primeros doce laudos sobre participaciones preferentes de Catalunya Caixa, dando en todos los casos la razón a los clientes afectados por la contratación de estos productos, a quienes la entidad tendrá que devolverles el 100 % de la inversión.

El pasado mes de julio, la Agencia Catalana de Consumo (ACC) y Catalunya Caixa firmaron un acuerdo para que, en aquellos casos en que quisiera el cliente, las reclamaciones por participaciones preferentes y deuda subordinada perpetua fueran resueltas por la Junta Arbitral y se evitara así acudir a la vía judicial.

A día de hoy, la ACC ha recibido más de cien reclamaciones con solicitud de arbitraje aceptadas por Catalunya Caixa y por el cliente, de las que doce ya han sido resueltas.

En todos estos casos, los laudos dictados por la Junta Arbitral son favorables a los consumidores, a quienes la entidad "está obligada a devolverles" todo el dinero invertido, según ha informado hoy el Departamento de Empresa y Ocupación.

No obstante, la ACC prevé recibir en los próximos días 800 reclamaciones más aceptadas ya por Catalunya Caixa.

La Junta Arbitral de Consumo entiende que el perfil de contratantes de participaciones preferentes es el de una persona que "por sus condiciones personales, culturales, educativas y sociales no podía entender que estaba contratando un producto de riesgo", o bien la entidad no les facilitó la documentación necesaria.

El sistema de arbitraje de consumo es gratuito y voluntario para las dos partes y los laudos tienen la misma validez que las sentencias judiciales.

El director de la Agencia Catalana del Consumo, Alfons Conesa, ha explicado que en el plazo de una semana se realizarán hasta un centenar de nuevas vistas arbitrales y que próximamente se procederá a la citación para la vista arbitral de 800 casos de reclamaciones "de las que se está recibiendo la documentación física o que están pendientes de la firma por parte del afectado".

En Cataluña, los únicos órganos competentes para gestionar el arbitraje de consumo son la Junta Arbitral de Consumo de Cataluña y las ocho Juntas Arbitrales Municipales.

En el caso de las reclamaciones contra Catalunya Caixa, esta entidad ha optado voluntariamente por que se resuelvan a través de la Junta Arbitral de Cataluña.

De hecho, Catalunya Caixa no está adherida al sistema arbitral de consumo, pero se ha comprometido con la Agencia Catalana del Consumo a estudiar caso por caso para determinar aquellos en los que sí acepta el arbitraje de consumo, teniendo en cuenta las circunstancias personales y la forma en que se hizo el contrato de este controvertido producto financiero.

Fuentes financieras han señalado a Efe que la vía del arbitraje "es una buena salida" para resolver las reclamaciones de los clientes que han tenido una información incompleta con respecto a las características de las participaciones preferentes en el momento de la contratación.

Las mismas fuentes han señalado, no obstante, que la solución final para los afectados por las preferentes de Catalunya Caixa vendrá cuando la entidad, que está actualmente en manos del Banco de España, sea subastada y pase a formar parte de un nuevo grupo financiero, que será el encargado de ofrecer una solución definitiva a estos usuarios.