Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno retrasa una vez más la reforma energética

José Manuel Soria advierte de que no se aprobarán cambios viernes en el Consejo de Ministros

Imagen de una central termoeléctrica.
Imagen de una central termoeléctrica.

Con la primavera en su apogeo, el ministro de Industria, José Manuel Soria, anunció que la reforma del sector energético diseñada durante ocho meses, se aprobaría en la segunda quincena de junio. El verano avanza y la reforma destinada a taponar un déficit (24.000 millones) que crece a ritmo vertiginoso, sigue sin ser aprobada. Cada semana el Ejecutivo da a entender que la aprobación es inminente —lo hizo la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría el pasado viernes— y cada semana se aplaza. Este jueves, el ministro Soria fue parco pero claro: preguntado en el Congreso por la posibilidad de que la reforma se aprobara este viernes contestó con un rotundo “no”. Soria remitió a un próximo Consejo de Ministros de agosto para dar la luz verde al proyecto.

Tras los sucesivos aplazamientos, sostienen fuentes en el sector energético, están las diferencias entre Industria y Hacienda a la hora de tratar el problema del déficit. Soria defiende un proyecto para cobrar impuestos diferentes según el tipo de generación: en general un impuesto del 4%, más tasa específica para nucleares e hidráulicas; para la eólica un 11%; si es termosolar un 13% y los impuestos más altos para la solar fotovoltaica, un 19%. Hacienda tendría dudas sobre el proyecto y su legalidad, lo que explicaría el retraso.

Los sucesivos aplazamientos han avivado si cabe las críticas a Industria. Esta misma semana, el presidente de Iberdrola apeló al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, para que tomara las riendas del proceso.