Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Caja España asegura que continúa su proceso de fusión con Unicaja

Las entidades iniciaron la negociaciones hace ocho meses pero las nuevas necesidades de capital complican la operación

La entidad financiera Caja España-Caja Duero garantiza a día de hoy la continuidad y normalidad del proceso de fusión acordado el pasado 26 de septiembre con Unicaja y que ha sido avalado por la Junta de Castilla y León, según un comunicado al que ayer tuvo acceso Efe.

Desde entonces “ambas entidades han trabajado activamente en dicho proyecto y continúan haciéndolo”, al tiempo que las negociaciones y puesta en común de los trabajos “prosiguen con normalidad”, señala el comunicado dictado desde la Presidencia de Caja España-Caja Duero y que será remitido a los miembros de su equipo directivo y empleados.

La tardanza en el proceso de fusión, que en las últimas semanas ha alimentado rumores de una posible intervención por parte del Banco de España, tiene su origen tanto en la “complejidad de la operación” como en el nuevo marco de saneamiento del sector financiero estipulado el 3 de febrero a través de un decreto-ley, sostiene el documento.

Las entidades iniciaron oficialmente las conversaciones para su fusión hace ya ocho meses y el pasado septiembre las respectivas asambleas de las cajas aprobaron el proceso. Pero las dificultades empezaron porque la reforma financiera impulsada por el ministro de Economía, Luis de Guindos, ha disparado las necesidades de capital y provisiones de la caja castellanoleonesa.

Caja España-Caja Duero “confía en que pronto pueda culminar el proceso en marcha, del que saldrán beneficiados los trabajadores, los clientes y la sociedad de los territorios en los que operará el nuevo banco” resultante, concluye.