Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Banco Central de México llena sus bodegas de oro

El instituto emisor mexicano compra 93 toneladas con un valor de mercado de 4.600 millones de dólares en la mayor operación de la historia reciente.- Expertos alemanes instan a Portugal a vender sus reservas

El oro mueve pasiones. Y cientos de millones de dólares al día. Dentro de las operaciones que se realizan con el metal precioso, que ha tocado precios récord en la última semana sobre los 1.500 dólares la onza por su condición de valor refugio frente a la inflación y la debilidad del dólar, llama especialmente la atención una: la del Banco Central de México. Según consta en los balances de este organismo y en las estadísticas del FMI, ha comprado 93,3 toneladas de oro entre enero y marzo, que tienen un valor actual de mercado de unos 4.600 millones de dólares.

Este volumen de oro, que es el equivalente al 3,5% de la producción que cada año sale de las minas de todo el mundo, supone una de las mayores compras en la historia reciente, según los datos del Fondo.

Tras dos décadas en la que la tendencia dominante ha sido la de vender oro, los bancos centrales se han convertido desde el año pasado en agentes compradores, lo que ha animado la escalada en su precio. El motivo, que su condición de valor seguro cubre las inversiones de los Estados frente a la volatilidad inflacionista y la debilidad del dólar frente al resto de monedas de referencia. De hecho, hoy podría volver a romperse la barrera psicológica de los 1,50 dólares en el canje entre el euro y el billete verde. La clave, que en un futuro puede venderlo sin problemas y sin perder dinero para hacer frente a otras necesidades.

El caso de México, sin embargo, es singular en la medida en que se trata del primer país emergente que ha elegido los lingotes para diversificar sus activos.

El mercado de este metal precioso también está pendiente de la recomendación lanzada por un habitual consejero de la canciller alemana, Angela Merkel, y miembro de su partido, la democristiana CDU. Norbert Barthle, portavoz financiero de este grupo, afirma en un artículo publicado por Passauer Neue Presse en el que también se cita a su homólogo en la oposición, el socialdemócrata Carsten Schneider, que Lisboa podría vender parte de sus reservas.

Según sus cálculos, con esta operación lograría reducir hasta en un quinto los 78.000 millones de euros de los que consta el rescate de la UE y el FMI. Sus reservas de oro en total ascienden a 13.800 millones de euros. Con este volumen, equivalente al 9% de su PIB, se sitúa como el país europeo con más oro en sus bodegas en proporción al volumen de su economía. Otros Estados con un alto nivel de reservas en este metal son, precisamente, España y la ya rescatada Grecia.

Al mismo tiempo, también está condicionando las decisiones de los inversores el rumor de que el fondo de George Soros estaría deshaciendo sus posiciones en oro y plata. Sin embargo, tras incidir en las negociaciones a primera hora, ha perdido fuelle a medida que avanzaba la sesión. A media jornada, el lingote para entrega inmediata se intercambiaba a 1.540 dólares, cerca del máximo histórico que marcó hace unos días en 1.560 dólares.