Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Competencia expedienta a la SGAE por tarifas abusivas en las bodas

El proceso responde a la denuncia de tres restaurantes que acusaron a la sociedad de un supuesto abuso de posición de dominio en la aplicación de sus precios

Competencia está investigando a la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE) por cobrar posibles tarifas abusivas en las bodas. Según ha anunciado el presidente de la Comisión Nacional de la Competencia (CNC), Luis Berenguer, en el Congreso de los Diputados, el organismo que dirige ha incoado un expediente sancionador contra la SGAE por supuesto abuso de posición dominante a la hora de fijar el precio de los derechos de autor en en los tradicionales bailes que acompañan a este tipo de celebraciones.

La SGAE asegura que no existe razón alguna para la apertura de este expediente sancionador y se han mostrado convencidos de que la CNC acabará archivando el expediente porque ya hubo un precedente sobre el mismo tema en 2005. El Caserón denunció a la Sociedad de Autores por las tarifas de la música en las bodas ante el Servicio de Defensa de la Competencia, que archivó el caso. El Caserón recurrió y ese expediente también "terminó en resolución de 27 de octubre de 2006 dictada por el antiguo Tribunal de Defensa de la Competencia, que confirmó el archivo definitivo, concluyendo que las tarifas eran "legales", tenían un carácter "razonable y equitativo" y había sido pactada entre la entidad de gestión y la asociacion empresarial a la que pertenecía El Caserón".

El proceso actual responde a la denuncia efectuada el pasado 25 de enero de 2010 por tres restaurantes contra la asociación por este motivo, tras lo que la Dirección de Investigación de la CNC ha acordado con fecha del 29 de noviembre la apertura de un expediente por posibles prácticas restrictivas de la competencia.

En concreto, señala que están prohibidas por la Ley de Defensa de la Competencia y el Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea la aplicación de tarifas abusivas en relación a la autorización de la comunicación pública de obras musicales en bailes celebrados con motivo de bodas, bautizos y comuniones en los que el acceso del personal se realice a través de invitación personal.

La incoación del expediente contra la SGAE, que en 2008 fue multada por haber grabado una boda sin permiso para demostrar que el establecimiento no pagaba derechos de autor, no prejuzga el resultado final de la investigación, ya que ahora sea abre un periodo máximo de 18 meses para la instrucción del expediente y para su resolución por el Consejo de la Comisión Nacional de la Competencia.