Wrigley cierra su fábrica de Zaragoza y deja en la calle a 160 personas

El fabricante de Solano y los chicles Boomer justifica la medida por la caída de la demanda

El fabricante de chicles y golosinas Wrigley ha anunciado hoy sus planes para cerrar la planta que tiene en Tarazona (Zaragoza), donde produce los caramelos Solano y los chicles con azúcar Boomer y Hubba Bubba, lo que conllevará la presentación de un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que afectará a 160 personas.

En un comunicado, la compañía informó de que la fábrica ha sufrido reducciones significativas en los volúmenes de producción como consecuencia de un importante descenso en la demanda, de tal manera que la planta se encuentra actualmente trabajando tan sólo al 25% de su capacidad.

"A pesar de las importantes inversiones realizadas en la fábrica y la mejora de los procesos productivos, no ha sido posible frenar esta tendencia", ha señalado la empresa, que agregó que "tras un profundo análisis y con un gran pesar" ha decidido presentar un ERE que afectará a 160 personas para cerrar la fábrica de Tarazona.

Más información
Wrigley anuncia el cierre de su fábrica de chicles en Lleida

Según ha precisado Wrigley, esta decisión no afecta al resto de operaciones en España. Asimismo, las marcas Boomer y Solano continuarán comercializándose en España, aunque cuando la fábrica de Tarazona se cierre, se producirán en otras instalaciones del grupo.

Cierres desde 2005

Los empleados y el comité de empresa han sido informados al respecto esta misma mañana y, en los próximos días, se iniciará el proceso de negociación. Durante este periodo, la fábrica de Tarazona mantendrá su actividad productiva y continuará con su operativa habitual.

La compañía, que desde 2005 lleva reduciendo su producción en España con cierres como el de la fábrica de chicles Joyco en Lleida, ha incidido en que "esta decisión no es, bajo ningún concepto, un reflejo del rendimiento individual, sino el resultado de los cambios producidos en las preferencias de los consumidores y la consecuente pérdida de competitividad de la fábrica". De hecho, el grupo también ha trasladado a China parte de su fabricación de goma base de su planta de de Barberà del Vallès (Barcelona).

Así, ha apuntado que en estos momentos su "máxima prioridad" es apoyar a los empleados, a los que se tratará "de manera justa y de acuerdo con los valores corporativos".

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS