Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los precios suman dos meses a la baja por primera vez en la historia

El indicador adelantado de la inflación armonizada mantiene en abril su descenso de una décima. -Llenar el depósito, hasta 18 euros más barato

El proceso de desinflación que está atravesando la economía por el abaratamiento del petróleo -llenar el depósito, por ejemplo, es hasta 18 euros más barato que hace un año- sumado al ajuste que están sufriendo los precios para afrontar la caída del consumo, han causado que los precios hayan acumulado dos meses consecutivos a la baja, un fenómeno desconocido en la historia reciente de España. Según el indicador adelantado del Índice de Precios de Consumo Armonizado (IPCA), la inflación ha mantenido en abril la caída de una décima de marzo, cuando registró la primera tasa negativa desde que se recoge esta estadística, en 1997.

No obstante, si el dato dado a conocer hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE) coincide con la inflación general (IPC) que se sabrá el 13 de mayo y que no suele variar en exceso, el cierre de dos meses consecutivos de descensos sería el primero desde 1962, año en el que se comienzan a tener datos homologables. Sin embargo, a pesar de que estamos ante una situación desconocida hasta la fecha, el Gobierno mantiene su previsión de que la economía española no entrará en la tan temida deflación.

En este punto, aunque según la Academia de la Lengua, deflación es un descenso de precios, para los economistas este término se restringe a un proceso continuado en el tiempo, tanto en tasas interanuales como intermensuales. Un fenómeno que, según apuntan los expertos, acaba por afectar a las expectativas de producción y consumo y limita la recuperación. Por tanto, en línea con la opinión del Banco de España o los organismos internacionales, el riesgo de entrar en deflación es "remoto" teniendo en cuenta que la inflación repuntó el pasado marzo un 0,2% con respecto febrero.

Asimismo, el hecho de que el IPCA adelantado se haya mantenido sin cambios en abril rompe con la racha de ocho descensos consecutivos que acumulaba ya este indicador, a la baja desde julio de 2008. Ante este panorama, quizás sea más acertado hablar de desinflación a la espera de cómo evolucionan los acontecimientos. Desde entonces, cuando tocó techo en el 5,3%, el IPCA ha descendido más de 5 puntos, coincidiendo con la tendencia a la baja del precio del petróleo y con el abaratamiento de algunos alimentos. Hace un año, en abril de 2008, la tasa interanual de este indicador estaba en el 4,2%.

El diferencial con Europa tampoco cambia

Con respecto al resto de Europa, la oficina estadística comunitaria, Eurostat, ha publicado hoy que la inflación interanual de la zona euro también se mantuvo en abril en el 0,6%, con lo que continúa en el nivel más bajo desde que comenzaron los registros, en enero de 1997. De confirmarse, España conservaría el diferencial de inflación con sus socios monetarios y que se sitúa en siete décimas a su favor. También un hito en la evolución de los precios.

El mejor ejemplo del abaratamiento del petróleo lo vemos cada semana en el precio de los carburantes. Concretamente, según datos hechos públicos hoy por Bruselas, llenar un depósito medio de 55 litros de gasóleo cuesta en la actualidad 47 euros, 18 euros menos que en el inicio del puente de mayo del año pasado, cuando los combustibles se encontraban en el preámbulo de la escalada de precios que concluyó con los récord de mediados de julio y que marcó un punto de inflexión con el barril a 147 dólares. La semana pasada el crudo se movía en el entorno de 50 dólares.

Esta diferencia también se aprecia, aunque en menor medida, en la gasolina. Así, frente a los 62 euros que costaba llenar el depósito con este combustible hace un año, ahora cuesta 52 euros, 12 euros menos, según datos del Boletín Petrolera de la UE. El informe recoge que el litro de gasóleo cuesta ahora 0,86 euros, un 25% menos que hace un año; mientras la gasolina se sitúa en 0,956 euros el litro, un 19% menos, con lo que amplia su brecha frente al gasoil tras superarlo en enero.

Desde la oposición, el portavoz de Economía del PP, Cristóbal Montoro, ha advertido de que la caída de los precios impide que las empresas puedan trasladar los costes a sus productos, lo que en su opinión se saldará con el cierre de más empresas. Así, tras señalar que ello tiene "más peligro que beneficios", se ha alineado con las previsiones que apuntan a tasas negativas durante "varios meses", lo que también acarreará más desempleo.

El déficit por cuenta corriente cae un 20% hasta febrero

El déficit de la balanza por cuenta corriente, que refleja los ingresos y pagos por operaciones comerciales, servicios, rentas y transferencias, ascendió a 16.740,5 millones de euros en los dos primeros meses del año, lo que supone un descenso del 20,2% respecto a igual periodo de 2008, según los datos difundidos hoy por el Banco de España. Esta bajada se debió, principalmente, a la corrección parcial de los números rojos de la balanza comercial -compras y ventas en el extranjero- y, en menor medida, a la reducción del saldo negativo de la balanza de transferencias corrientes.

En concreto, el déficit de la balanza comercial descendió un 40,6% en los dos primeros meses, hasta situarse en 9.607,4 millones de euros. Según explica el Banco de España, esta evolución se produjo en un contexto de "notable contracción" de los flujos comerciales, con descensos interanuales del 25,5% en el caso de las exportaciones y del 30,5% en el de las importaciones. El déficit energético y no energético también se contrajo.

Hasta febrero, la balanza de servicios registró un superávit de 2.078 millones de euros, un 16,8% inferior a los 2.497,1 millones registrados en igual periodo de 2008. Este resultado fue consecuencia del aumento en un 11,1% del déficit de los otros servicios, hasta los 431,7 millones de euros, y del descenso en un 13% del superávit de turismo y viajes, que se situó en 2.509,7 millones de euros.

Además, el saldo agregado de las cuentas corrientes y de capital, que mide la capacidad o necesidad de financiación generada por las operaciones no financieras, registró una necesidad de financiación de 16.454,1 millones de euros en el bimestre, una cifra inferior en un 14% a la contabilizada en igual periodo del año anterior, que ascendió a 19.130,7 millones.

Más información