Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

"Abróchense los cinturones y hagan sus apuestas, señores"

Airbus negocia con empresa asiáticas construir el primer avión casino a bordo de un 'superjumbo' A380

Los jugadores de altos vuelos podrían estar pronto haciendo sus apuestas en un gran casino volador a 10.000 pies sobre la superficie terrestre si los contactos entre Airbus y diversos compradores asiáticos llegan a buen puerto. El modelo elegido para tal fin sería, como no podía ser de otra manera, el buque insignia del constructor aeronáutico europeo, el superjumbo A380.

Según declaraciones del director del departamento de ventas para el sector privado y ejecutivos de Airbus, François Chazelle, al diario británico Financial Times, "las negociaciones avanzan a buen ritmo, y no sólo con los promotores del casino volador". Pronto, ha añadido, "las conversaciones podrían concluir en una orden firme de pedido para construir un casino en el interior de un A380 totalmente equipado". Para Chazelle, el singular aparato podría estar listo entre 2012 y 2017.

"Las apuestas son un negocio creciente en algunos países de Asia, como en Macao o Singapur", ha añadido. En cualquier caso, el directivo de Airbus ha recordado que "la idea de un casino volador ha sido mencionada con anterioridad, pero nunca de una forma tan concreta como ahora".

En este sentido, el rotativo destaca la voluntad ya expresada por el Gobierno de Macao de sustituir a Las Vegas como el mayor centro de juego del mundo, mientras Singapur tiene previsto abrir su primer casino el próximo año.

En cualquier caso, añade el periódico económico británico, aunque las apuestas están estrictamente prohibidas en numerosos países de Asia, incluidos Tailandia y China, los jugadores suelen acudir a viajes organizados en barcos casinos que parten de ciudades como Hong Kong para hacer girar sus ruletas en aguas internacionales. "Señores pasajeros, abróchense los cinturones, pongan el asiento en posición vertical, recojan sus mesitas y hagan juego?", podría ser el perfecto mensaje de bienvenida para estos pasajeros a bordo de este avión casino.

Preguntado por la laguna jurídica en la que podrían incurrir los aviones casino ante el hecho de que en vuelo no rige la misma legislación que a pie de tierra, Chazelle ha afirmado que es consciente de este factor, pero también de que el atractivo de este producto es innegable. Así, ha añadido que el A380 es el primer aparato suficientemente grande para acoger unas instalaciones de este calibre, por lo que sostiene que si se hubiera podido llevar acabo antes, "se hubiera hecho".

Enlace entre Venecia, Las Vegas y Macao

De este lado, el constructor europeo ha informado recientemente que la empresa estadounidense dedicada al juego Sands está planeando crear un enlace aéreo entre los casinos de Venecia, Las Vegas y Macao que permitiría a los usuarios a jugar baccarat en dos jets privados.

No obstante, Chazelle no ha querido confirmar los nombres de los posibles compradores del A380 reconvertido en casino ni si Sands se encuentra entre ellos.

Según fuentes de las autoridades de Macao citadas por Financial Times, la comisión sobre el juego de este país asiático asegura que no tiene constancia de que ninguno de los seis operadores de apuestas autorizados por el Gobierno haya entablado conversaciones para encargar un casino volante.

Por su parte, Daniel Lehnberg, gerente de la compañía Asia Pacífico Poker Tour, quien realizó el año pasado el primer viaje organizado entre Las Vegas y Macao, ha apuntado que este nuevo formato de casino daría al término "fiscalidad aérea" un sentido completo al tiempo que ha añadido que las autoridades son conscientes de que el juego en pleno vuelo no está regulado ni paga impuestos.