Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
El futuro de la economía | La internacionalización de las empresas españolas

Las multinacionales destacan la seguridad de las inversiones

Las grandes multinacionales españolas mantendrán su apuesta inversora por Perú, convencidas de que el crecimiento que inició el país andino hace una década es estable, no se trata de un ciclo, ni existe peligro de una burbuja financiera como la europea. Esa es la opinión de los responsables de BBVA, Telefónica, Repsol y Agbar que han participado en las jornadas Invertir en el Perú.

Vicente Rodero, director de BBVA América del Sur, resaltó que las cifras macroeconómicas de Perú son excelentes y que, aunque tanto el sector inmobiliario como el financiero han experimentado un gran despegue en los últimos años, "no se dan las condiciones ni de lejos" que han provocado la crisis de deuda y crédito de Europa. "La mora es del 1% y el endeudamiento de las familias es seis veces inferior al de España. La actitud de los reguladores es muy estricta y las prevenciones son enormes". Santiago Fernández Valbuena, presidente de Telefónica Latinoamérica, enfatizó el desarrollo del país en materia de telecomunicaciones, que ha pasado de 700.000 a dos millones de líneas fijas y a 25 millones de usuarios de telefonía móvil en apenas unos años. Nemesio Fernández-Cuesta, director general de Upstream de Repsol, resaltó que Repsol va a continuar confiando en el país con inversiones de 500 millones de dólares anuales en los próximos cinco años.

"El empresario español debe saber que su capital va a ser tratado como capital peruano: no hay restricciones al movimiento de dinero", señaló el ministro de Comercio Exterior de Perú, José Luis Silva Martinot, que resaltó que, como lugar para hacer negocios, ha ido ganando puestos en la clasificación de Doing Business, un informe del Banco Mundial y, entre los países latinoamericanos, solo está por detrás de Chile. Según Héctor René Rodríguez, director de Proinversión, agencia pública para la promoción de la inversión, la "brecha" en infraestructuras es una oportunidad para el capital extranjero. "Perú es el primer país en el que aterrizamos sin una gran infraestructura", explicó Josep Bagué, secretario general y director económico financiero de Agbar, empresa que espera participar en un plan de saneamiento que prevé, para 2015, que el agua potable alcance entre el 85% y el 87% del país.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 27 de enero de 2012