Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

"A Pepe no le cree nadie"

A la espera de la decisión que pueda tomar el Comité de Competición sobre el pisotón que Pepe propinó el miércoles a Messi, Carles Vilarrubí, vicepresidente del área institucional del Barcelona, no vaciló ayer al dudar de la credibilidad que le ofrecen las disculpas del portugués. "Pepe se retrata cada día. Lo que ocurrió en el campo lo vio todo el mundo. No hacen falta más denuncias. El único mensaje que podía decir era: 'Me he equivocado'. Pero él no pide disculpas. Dice que no lo quería hacer y eso no se lo cree nadie", dijo ayer en la emisora RAC1.

Para el directivo azulgrana, la actitud del Madrid sigue su lógica habitual. La misma hoja de ruta que ya empleó, dice, a raíz de la agresión de José Mourinho a Tito Vilanova en el partido de vuelta de la última Supercopa de España. "En el momento en que un entrenador agrede a otro en el césped y el club no lo critica o lo denigra, eso supone que le da cobertura. El año pasado, lo que hubo [por parte del Madrid] fue una defensa del entrenador, de respaldo", añadió Vilarrubí. "Al final de todo ese espectáculo deportivo, lo que quedará es el pisotón de Pepe, una actuación indigna. Nosotros, como club, tenemos que limitarnos a seguir en nuestra línea y rematar la eliminatoria la semana que viene", reflexionó para argumentar la decisión del Barça de no presentar ninguna denuncia.

Desde el club blanco, que no autoriza entrevistas desde hace meses, fue Zinedine Zidane, director del primer equipo, el que trató de explicar la reacción de Pepe en el diario As. Lo hizo refiriéndose a la carga emocional del momento y la intensidad del choque. "Pepe es encantador, una persona bien educada. Pero, cuando salta al campo, está obsesionado por la victoria y esa ansia le hace cometer errores", consideró el francés.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 21 de enero de 2012