El juez da la razón a AENA en el conflicto con Ryanair en L'Altet

La sección octava de la Audiencia de Alicante ha desestimado un recurso de apelación de la compañía aérea Ryanair en el que pedía la aplicación de medidas cautelares para realizar el embarque y desembarque de pasajeros a pie en el aeropuerto de L'Altet. La Audiencia ratifica así un auto del Juzgado de lo Mercantil número 3 de Alicante, con sede en Elche, que desestimó esas medidas pedidas por Ryanair.

La compañía de bajo coste había demandado a los tribunales que le autorizaran a continuar con el embarque a pie, tal y como lo realizaba antes de la apertura de la nueva terminal, como medida cautelar en tanto se resolvía la demanda presentada contra AENA.

La Audiencia de Alicante, en sentencia firme y contra la que no cabe interponer recurso alguno, señala que hay "dudas razonables de que exista perjuicio inmediato e irreversible" para Ryanair, como alega esta compañía, por el uso de las pasarelas.

El tribunal expone que la compañía aérea opera en otros aeropuertos (Barcelona, Gran Canarias, Barajas y Málaga) mediante pasarelas o jardineras, "de modo tal que el desembarque a pie de los pasajeros no constituye un factor esencial en la operatividad".

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS