Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
Entrevista:ALMUERZO CON... ARIEL MEDINA | Ingeniero forestal

"Urgen soluciones contra el atropello a campesinos"

Ariel Medina es un ingeniero forestal de 37 años, tímido, de hablar y comer pausado. Es de La Banda, provincia de Santiago del Estero (noroeste de Argentina), pero ha venido este año a vivir a Buenos Aires para dirigir la versión local de Nativo, un proyecto impulsado por ONG y el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria -con financiación de la UE-, para fomentar actividades rurales que respeten los bosques originales de la región chaqueña (norte de Argentina) y que eviten la deforestación y la migración de campesinos a la ciudad. Nativo también tiene su versión chilena.

Medina vive en un estudio prestado y duerme en un saco de dormir. Anoche, dice, cenó demasiado, así que advierte que comerá poca pizza. "No somos ambientalistas sino que promovemos soluciones técnicas al problema del desmonte", comenta. Viaja todo el tiempo a los pueblos donde se desarrolla el proyecto y en la capital teje vínculos para poner en la agenda política la necesidad de hacer cumplir la ley de protección de los bosques nativos de 2007. Nativo busca que los campesinos logren la propiedad de las tierras que habitan desde siempre y produzcan carnes, miel o harina con certificado de que se hicieron sin dañar los bosques.

"Dicen que con la ley ha bajado casi un 60% la deforestación, pero en algunas provincias hay conflictos entre campesinos y latifundistas", cuenta. El 23 de noviembre un campesino de su provincia fue asesinado por sicarios de un terrateniente. "Este es el cuarto en dos años en Argentina. Estos atropellos requieren soluciones urgentes", opina.

"La deforestación se agrava desde 1996 con la introducción de la soja transgénica", explica. Los "agronegocios son algo a lo que el mundo no ha tenido tiempo de acostumbrarse". Cuando se le comenta que han aumentado la capacidad de producción de alimentos ante el crecimiento de la población mundial, responde: "Ese es el lugar desde donde se plantean como amigables. Si yo no hubiera visto los problemas que generan, podría estar a favor".

Medina evita el postre.

Caballito. Buenos Aires

- Pizza grande; media con tomate natural y otra media con longaniza: 80 pesos.

- Dos aguas saborizadas: 20.

Total: 100 pesos (17,10 euros).

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 26 de noviembre de 2011

Más información