Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ELECCIONES 2011 | El cuestionado voto emigrante

La oposición pide el cese de un cargo de la Xunta por repartir cheques en Cuba

Emigración aclara que el dinero se distribuye cada año en las mismas fechas

Los grupos de la oposición en la Cámara gallega, PSdeG y BNG, coincidieron ayer en reclamar el cese del secretario de Emigración de la Xunta, Santiago Camba, al que hacen responsable del reparto de cheques asistenciales a gallegos necesitados en Cuba durante la precampaña electoral. La cuestión iba a ser abordada ayer durante una comisión parlamentaria, pero la pregunta formulada por el PSdeG en comisión tuvo que aplazarse ya que el secretario general se encuentra de viaje en Cabo Verde. Fuentes del departamento de Emigración indicaron que el reparto de 1,5 millones de euros a 6.500 gallegos en Cuba se ha realizado durante los últimos años en fechas similares y sirve para ayudar a un colectivo de personas especialmente necesitado.

Los cheques los entrega el personal de bancos que trabajan en la isla

La responsable de Emigración del PSdeG, Marisol Soneira, reclamó al titular de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, que sea coherente con lo que exigía cuando estaba en la oposición y cese a Santiago Camba por el reparto de los citados cheques. Soneira aludía al caso registrado en 2007, con el bipartito, cuando la entonces responsable de la Fundación Galicia Emigración, Pilar Pin, tuvo que dimitir al conocerse que un cargo socialista había repartido cheques a gallegos en Uruguay.

Soneira no cuestiona la necesidad de estas ayudas pero apunta que podían haberse hecho efectivas en otro momento, ya que al coincidir su reparto con el desarrollo de la campaña puede llegar a darse el caso de que un votante reciba en su casa el mismo día un cheque asistencial de la Xunta y la documentación necesaria para votar. "Le pedimos al PP que sea coherente con lo que pedía cuando estaba en la oposición y se cese al máximo responsable. Vamos a denunciar el caso ante la Junta Electoral", indicó. En Cuba podrían ejercer su derecho al voto el 20-N un total de 24.549 gallegos censados en la isla.

El diputado del BNG Alfredo Suárez Canal reclamó también, a través de un comunicado, el cese de Camba y de su superior, el conselleiro de Presidencia, Alfonso Rueda, por considerar muy grave "tratar de comprar voluntades y votos con recursos públicos". A su juicio, con lo sucedido en Cuba se está incumpliendo el acuerdo parlamentario que impide utilizar fondos públicos con fines electorales.

Sin embargo, el departamento que dirige Camba insistió ayer en asegurar que no se ha incumplido ninguna norma ya que las ayudas fueron publicadas en el Diario Oficial de Galicia y se vienen pagando en fechas similares durante los últimos años. Además, las mismas fuentes apuntaron que los cheques van dirigidos a personas que atraviesan una situación especialmente delicada y que no deben verse perjudicados por el retraso en el pago, pese a la coincidencia con la campaña electoral. Cada uno de los beneficiarios recibe unos 230 euros con esta ayuda. Emigración añade que la entrega de los cheques la realiza personal de bancos que trabaja en la isla y que no hay alternativas para tramitar el pago sin perjudicar a un colectivo muy necesitado.

Por otra parte, ayer se conoció el dato de que un total de 31.038 residentes ausentes podrán votar en Galicia el próximo 20-N. Es la primera vez que los emigrantes han tenido que solicitar el voto. Se denegaron 7.296 solicitudes. El sufragio de gallegos residentes en el exterior supone el 24% del total del Estado.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 12 de noviembre de 2011