Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LA OPINIÓN DE LOS GRANDES EMPRESARIOS / 8 | ELECCIONES 2011 | Los mítines

¡Busquemos soluciones, no culpables!

Los últimos datos de desempleo no son buenos. Llevamos demasiado tiempo sumidos en esta crisis. Hemos visto cómo tomaban la calle desde movimientos antisistema hasta otros cuyo lema es más bien de hastío del sistema.

Sin embargo, lo que de verdad me gustaría ver, lo que de verdad haría que me sintiera identificado, es un movimiento en pro del esfuerzo y del trabajo personal; un movimiento que crea que con sacrificio, con esfuerzo y con voluntad todas las cosas son posibles. Un movimiento que no reivindique únicamente derechos, un movimiento que se exija a sí mismo y a sus miembros una disciplina, unos valores: "El valor del esfuerzo", como lleva un conocido equipo de baloncesto español en el lugar reservado a los patrocinadores. Un movimiento que tenga un único enfoque: salir de la crisis.

Tenemos el talento, a la gente y los medios. Solo debemos creérnoslo

Creo sinceramente que cada uno tenemos nuestra responsabilidad en esta crisis; los políticos, los empresarios, los trabajadores y sus representantes, los que nos hemos endeudado, los que han prestado sin medir los riesgos... Pero ya pasó el tiempo de buscar culpables o, al menos, ya tendremos tiempo para ello. Estimados lectores, les lanzo un mensaje: No busquemos culpables, ¡busquemos soluciones!

No pasa ni un solo día sin que me acueste pensando en si he aprovechado mi jornada; todos tendríamos que pasar un rato pensando qué podemos hacer nosotros por salir de la situación en la que se encuentra nuestro país.

Yo creo que podemos salir de la situación actual, pero depende de nosotros. Si esperamos a que sean los alemanes, los americanos o los franceses quienes nos ayuden estaremos muy equivocados. Debemos ser nosotros quienes salgamos, quienes nos ganemos a pulso volver a ser el milagro de crecimiento español, volver a ser ejemplo ante los ojos del mundo. Tenemos el talento, tenemos a la gente y tenemos los medios. Solo necesitamos creérnoslo, creer en nosotros y en nuestra capacidad para inventar, para reinventarnos.

Todo esto mucho me temo que no ocurrirá sin unas premisas básicas: seamos flexibles, estemos dispuestos a sacrificarnos todos un poco y al final conseguiremos más que si esperamos de brazos cruzados a que otro venga a resolver nuestra situación.

Borja Prado es presidente de Endesa.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 9 de noviembre de 2011