ELECCIONES 2011 | Los mítines

IU reivindica su flanco verde

Lara arropa en Murcia a su candidato Costa Morata, rostro del ecologismo

Cuando mejor se las veía Izquierda Unida para afrontar la campaña electoral, en plena caída libre del PSOE, le salió un competidor inesperado por el lado verde: el partido Equo, fundado por el exdirector ejecutivo de Greenpeace España, Juan López de Uralde, y al que se incorporó a última hora uno de los rostros más conocidos de IU, el de la exdiputada madrileña Inés Sabanés.

La formación encabezada por Cayo Lara, que lleva años concurriendo a las elecciones en coalición con partidos verdes, sigue de cerca la evolución en las encuestas de Equo -la última del CIS le da un diputado con Compromís en Valencia-, aunque sus dirigentes aseguran que el daño que puede hacerles es mínimo. Y reivindica su propio discurso ecologista: ayer, Lara hizo campaña en Murcia con el cabeza de lista en esa circunscripción, Pedro Costa Morata, Premio Nacional de Medio Ambiente y un mito vivo para los ecologistas españoles por su lucha contra las centrales nucleares en los años ochenta.

Más información
Un revulsivo para los indecisos

Aunque Lara tuvo que sortear un asunto polémico en el movimiento ecologista (en Murcia, menos polémico): el de los trasvases. Por la mañana, durante un encuentro con militantes y universitarios, le preguntaron al coordinador federal de IU, que es castellano-manchego, si es partidario de que se mantenga el trasvase Tajo-Segura. Y dijo que sí, siempre que el agua se destine a "alimentar la huerta murciana y permitir el asentamiento de la gente", no a permitir "pelotazos urbanísticos". El resto de las necesidades, afirmó, debe cubrirse "por la vía de la desalación".

De ecologismo, pero también del debate Rubalcaba-Rajoy de la víspera, hablaron los dos candidatos, Lara y Costa Morata, en el mitin celebrado en el polideportivo San Basileo ante 500 personas. "Ganó el debate Botín [presidente del Banco Santander] y el bipartidismo, y perdieron cinco millones de trabajadores y la democracia", dijo Lara.

Fue, añadió, "una gran teletienda" donde Rubalcaba "trató de presidente a Rajoy en lugar de presentar su programa y justificar lo que ha hecho o no ha hecho". Y en la que no se habló de fraude fiscal, de corrupción ni de los beneficios del capital durante la crisis.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Tanto él como el número uno por Murcia, Pedro Costa Morata, recalcaron que "la crisis del ladrillo y la especulación financiera" han dejado "una herencia envenenada: un país endeudado, la generación más hipotecada de España y numerosos escándalos de corrupción". Costa Morata añadió que Murcia "se ha distinguido por primar, de una forma obsesiva, el turismo ladrillero. Al estrado subieron los candidatos de IU uno de los lemas del 15-M: "¡Esta crisis no la pagamos!", coreado por el pabellón.

Cayo Lara, ayer en Murcia.
Cayo Lara, ayer en Murcia.JUAN FRANCISCO MORENO (EFE)
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS