Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ana Mato vuelve a cargar contra la enseñanza en Andalucía

El PP emplea la foto de una actividad de cuentacuentos para concluir que los niños "están en el suelo en las escuelas"

Ana Mato, directora de la campaña de Mariano Rajoy y vicesecretaria general del PP, vuelve a cargar contra la enseñanza andaluza. La fórmula elegida se parece a la que han empleado otros compañeros de su partido para defender los recortes en comunidades del PP. Mato dijo que en Andalucía, donde gobierna el PSOE, los niños están "están en el suelo en las escuelas". Para justificar esta afirmación que realizó ayer en una entrevista en Radio Nacional, Mato dijo que había visto en los periódicos a los escolares en el suelo.

El PSOE andaluz no tardó en lanzar ataques por tierra, mar y Twitter contra Mato, quien ya en 2008 dijo que los "niños andaluces son prácticamente analfabetos". La consejera de la Presidencia andaluza, Mar Moreno, rechazó la "enésima agresión verbal" de la derecha y el PP. Para intentar contrarrestar las críticas, los populares andaluces enviaron un comunicado apoyando a su compañera. Adjuntaron el recorte de una página de un periódico malagueño. La información, que versa sobre la falta de mobiliario en varios centros al inicio del curso, está acompañada de la imagen de una docente con un grupo de escolares sentados en el suelo.

El problema es que esos niños no estaban dando clase en su aula, donde sí había pupitres y sillas, según el director del colegio público La Campiña, de Estación de Cártama (Málaga). Salvador García se mostró "molesto" por el "mal uso" que se está haciendo de esa imagen. "Ya estamos otra vez con la fotografía, sacándola de contexto", fue lo que pensó García cuando, ya de vuelta a casa, escuchó en su coche las declaraciones de Mato.

La imagen, según relató el director, fue tomada el 12 de septiembre, el día que comenzaron las clases estos alumnos de cinco años. Su maestra decidió realizar una actividad de cuentacuentos para los niños. Y, "para crear ambiente", decidió llevarse a los chicos a un aula vacía y sentarlos en el suelo. Un padre tomó la fotografía para incluirla en el CD que se reparte al final de curso. La imagen acabó publicada a mediados de septiembre en un par de medios de comunicación locales.

García negó ayer que los alumnos de su colegio hayan recibido clase sentados en el suelo alguna vez. Sí reconoció que, al inicio del curso, el nuevo mobiliario para los alumnos de tres años tardó dos días en llegar. Según el director, como los niños estaban todavía en el periodo de adaptación del inicio de clase no supuso un gran problema y se utilizaron otras sillas y mesas del centro durante esos días.

Mato -al igual que hizo Rajoy hace unas semanas- también dijo ayer que "en Andalucía se dan dos horas más todavía y nadie ha hecho nada", en referencia al conflicto abierto en Madrid por el aumento de la carga lectiva y la salida de interinos del sistema. Cuando hace un mes Rajoy hizo la misma comparación en otra entrevista, los cinco sindicatos mayoritarios en Andalucía desmintieron al líder del PP.

La polémica de ayer se parece a la generada por la consejera madrileña de Educación, Lucía Figar, hace un año. "El otro día nos llamó un amigo [diciendo] que están en venta por 50 euros los [ordenadores] de la Junta de Andalucía en el mercadillo de Málaga". Figar utilizó este argumento para defender que Madrid no distribuya ordenadores a todo el alumnado como en Andalucía.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 26 de octubre de 2011