Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Siete grupos optan a la privatización de los aeropuertos de Barajas y El Prat

Grupos constructores, fondos de pensiones, aseguradoras y gestores aeroportuarios se han aliado en siete consorcios para optar a la privatización del 90% de los aeropuertos de Madrid-Barajas y Barcelona-El Prat, que el Gobierno pretende completar antes de fin de año para ingresar al menos 5.300 millones. Cinco de los grupos que han mostrado su interés en esta primera fase del concurso pretenden concurrir para ambos aeropuertos, mientras que el liderado por Abertis (con Ibervías, de la aseguradora francesa Axa y Borealis Infraestructure, que gestiona puertos e infraestructuras ferroviarias) solo quiere entrar en Barcelona y el encabezado por el grupo San José (con Cedicor SA y Global Miróbriga) solo en Madrid.

La razón de ello estriba en el hecho de que el Ministerio de Fomento ya ha anunciado que los aeropuertos se adjudicarán a consorcios distintos para que exista la posibilidad de competencia, por lo que Abertis y San José han preferido focalizar su esfuerzo.

En los otros grupos figuran algunos gestores de aeropuertos europeos, como el caso del consorcio liderado por Fraport (que gestiona el de Fráncfort y se presenta con varias empresas del grupo Acciona (Global Oresme, SLU, Global Lubbock SLU y Global Buridan SLU) o Aéroports de Paris (con Gip Ilex y Az-Argos) además del encabezado por la española Ferrovial (con CPP Investment Board European Holdings, brazo inversor del gigante fondo de pensiones de Canadá), IFM Luxembourg e Infinity Investments SA), que gestiona el de Londres-Heathrow a través de BAA. Además han expresado su interés el grupo conformado por Changi Airports International (que gestiona el aeropuerto de Singapur), FCC Construcción y Siemens Project Ventures y, por último, GMR Infraestructure Limited, que participa, por ejemplo, en el indio de Delhi.

AENA, tras analizar si los optantes cumplen los requisitos, espera comenzar la semana próxima la siguiente fase, en la que se dará acceso a los datos de los aeropuertos para poder realizar las ofertas a finales de octubre.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 6 de septiembre de 2011