Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El 15-M coge impulso tras la carga policial de Barcelona

Miles de personas tomaron ayer las calles del centro de Valencia como respuesta al contundente desalojo que practicaron los Mossos d'Esquadra en la acampada de Barcelona por la mañana. Hacía días que no se veía una marcha tan multitudinaria en la ciudad. De hecho, ninguna había congregado a tanto ciudadano desde la manifestación del 15 de mayo pasado. En principio se trataba solo de una concentración para difundir el manifiesto de la acampada, no de una marcha, lo que provocó cierta tensión entre la Policía Nacional y los indignados. Finalmente, los policías más veteranos del operativo consensuaron el camino con los manifestantes y no hubo más problemas.

Hacia las 20.00, la multitud, blandiendo flores y cacerolas, llegó de nuevo a la plaza del Ayuntamiento, donde otros dos grupos de indignados protestaban contra el código penal y el maltrato a los animales. Todos se juntaron y un cuarto de hora después empezó la asamblea con tres minutos de silencio. Las fotos de las cargas policiales de la mañana en Barcelona colgaban de todas partes, incluso había un televisor que mostraba algunos videos. La asamblea empezó con críticas a los Mossos y la lluvia brotó del cielo poco después.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 28 de mayo de 2011