Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Crónica:

Agag y Briatore rozan la 'Premier'

El Queens Park Rangers está virtualmente de vuelta a Primera 15 años después

Por primera vez en la historia, un club de la Premier League contará con un español entre sus propietarios. El londinense Queens Park Rangers se aseguró virtualmente con su empate (1-1) ante el Hull -lleva seis puntos de ventaja al tercero a falta de dos jornadas de la Segunda inglesa, en la que ascienden los dos primeros- el regreso a la élite, tras 15 años, y confirmó el éxito del proyecto que Alejandro Agag inició con Flavio Briatore y Bernie Ecclestone en septiembre de 2007.

El yerno de José María Aznar, que controla el 5% de las acciones y que en este tiempo ha sido consejero delegado y presidente del club, entró en el accionariado del QPR, como es conocido el equipo en la calle, junto a su amigo Briatore, al que conoció mientras realizaba negocios en la fórmula 1. Durante este tiempo, también estrechó lazos con Ecclestone, el patrón del circo. Tras presentar una oferta pública de adquisición (OPA) y salvar al club de la bancarrota -la inversión fue de unos 60 millones de euros-, el antiguo responsable de la escudería Renault y Agag adquirieron el 40% del paquete accionarial mientras Ecclestone compraba el 15%. Desde entonces, el reparto de las acciones ha cambiado notablemente: el pasado diciembre Ecclestone se convirtió en el principal accionista tras comprar parte del paquete de Briatore y controlar alrededor del 60% de las papeletas frente al 20% del indio Lakshmi Mittal, el industrial más poderoso del sector del acero.

"La meta que nos planteamos cuando llegamos fue lograr el ascenso en cuatro años y así va a ocurrir", cuenta Agag. El empresario desvela alguna de las claves del éxito del equipo de rayas blancas y azules fundado en 1882 y con una Copa de la Liga en sus vitrinas: "Contamos con una plantilla enorme, de 42 jugadores, y hemos atraído a nuevos patrocinadores aplicando las técnicas de la fórmula 1, como subir los contratos según los resultados".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 26 de abril de 2011