Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:LIGA DE CAMPEONES | Ida de los cuartos de final

"Me dio pena el Tottenham, no pudo hacer nada"

Mourinho lamenta que el partido se desvirtuase debido a la inferioridad numérica del rival

José Mourinho es un hombre de sentimientos tortuosos. Ayer, después de dirigir al Madrid hacia la clasificación virtual para las semifinales de la Liga de Campeones por primera vez en ocho años, dijo encontrarse mal. "Estoy triste", confesó, apuntando a la escasa resistencia que ofreció el Tottenham. "Dije que un 0-0 es un buen resultado, no que buscaríamos el 0-0. Lo hemos demostrado desde que entramos, presionando alto, jugando rápido y llegando al gol. Pero el 4-0 lo hacemos porque no se puede defender con 10 jugadores. El Tottenham es un equipo muy ofensivo y, cuando se quedó con 10, no pudo hacer nada. Me da pena porque conozco las sensaciones de un equipo que quiere hacer un partido diferente, se queda con 10 y no puede hacer nada".

"No provocamos que nos sacaran tarjetas para no volver a ser sancionados"

"Algunos clubes lo hacen y, además, se ríen en la cara de los otros"

"Con la expulsión de Crouch, el partido se ha transformado completamente", prosiguió; "hemos visto a un equipo completamente cerrado atrás, sin condiciones para dar una respuesta. Pero, como me gusta el fútbol, me gusta ver verdaderos partidos de fútbol. Y esto es un poco triste. Espero que nadie critique al Tottenham como se criticó al Inter el año pasado por no tirar ni una vez a puerta después de quedarse con 10 . Pero jugar 11 contra 10 a este nivel y durante mucho tiempo es misión imposible para el que queda en inferioridad".

El entrenador madridista se revolvió cuando le preguntaron por el riesgo de que Carvalho, Cristiano y Di María reciban una tarjeta amarilla en Londres y no puedan jugar la ida de la semifinal por sanción. "La cuestión de las tarjetas amarillas es interesante", dijo, recordando la fase de grupos, cuando la UEFA le sancionó por mandar a sus jugadores que provocaran al árbitro; "todos sabemos que tenemos muchísimos jugadores con dos tarjetas y lo normal sería que algunos provocaran la tercera para evitar el partido de Londres. Pero Mourinho es el único entrenador en la historia del fútbol que es sancionado por esta situación. El Madrid es el único equipo en la historia del fútbol que es sancionado por esta razón. Alonso y Casillas son los únicos jugadores del mundo sancionados por esto. Y por esta razón no lo hemos podido hacer contra el Tottenham. Porque me sancionarían y no podría estar en el próximo partido. Cristiano, Carvalho y Di María serían sancionados. Hay clubes que lo hacen y, además, se ríen en la cara de los otros. Yo estoy orgulloso de ser el único entrenador en el mundo sancionado por hacer esto".

Preguntado por los goles de Adebayor, el técnico se mostró remiso a individualizar los méritos del togolés: "Lo importante es tener tres atacantes. Dije esto desde el primer día que llegué al Madrid y se ha probado que es cierto. Con dos es muy difícil y con tres estamos protegidos. Con la lesión de Benzema, contra el Tottenham hemos tenido a un delantero jugando y al otro en el banquillo y así es como tiene que ser. En este momento estoy contento con los tres: Benzema, Higuaín y Adebayor. Son jugadores que ofrecen cosas diferentes. El presidente y José Ángel Sánchez [el director general corporativo] han hecho un contrato con el Manchester City en el que el Madrid tiene las cantidades, están pactadas. Si la directiva quiere fichar a Adebayor para quedarse con los tres delanteros la próxima temporada, yo, encantado. Para mí es un placer".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 6 de abril de 2011