El Gobierno nacionalizará en septiembre las cajas no saneadas

Elena Salgado cifra las necesidades de recapitalización en cerca de 20.000 millones

El Gobierno anunció ayer una de las mayores reformas del sistema financiero español para alejar los recelos de los mercados y las dudas sobre la deuda soberana. Para ello, dará de plazo a los bancos y cajas hasta septiembre para que alcancen un nivel de capital básico de un mínimo del 8% de sus activos. La exigencia será mayor para las entidades que no coticen o no tengan capital privado, como ocurre con las cajas. Aquellas que no superen el listón recibirán, de modo temporal, una inyección de dinero público a cambio de una participación en su capital, lo que supondrá una nacionalización parcial de las cajas no saneadas. Antes, no obstante, las entidades tendrán la oportunidad de buscar capital privado.

Más información

La vicepresidenta Elena Salgado cifró ayer en menos de 20.000 millones las necesidades totales para recapitalizar el sector. La entidad que más capital requiere es la liderada por Caja Madrid y Bancaja. Tampoco alcanzan el listón de ese 8% las fusiones regionales de cajas gallegas, catalanas (Unnim y CatalunyaCaixa) y castellano-leonesas o, entre los bancos, Bankinter. El Gobierno respetará la forma jurídica de las cajas, pero obligará a convertirse en bancos a las que reciban dinero público.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 25 de enero de 2011.

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50