Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

Retratos de la memoria

Carmen Calvo expone en San Sebastián sus últimas obras, articuladas en torno a la imagen de un personaje anónimo

El personal universo de la pintora Carmen Calvo (Valencia, 1950) no deja indiferente. Su obra regresa a la donostiarra galería Altxerri, con la que viene trabajando desde 1996, con una muestra que alude a la memoria del ser humano a través de los retratos de un personaje sin nombre.

La exposición Personajes, que estará abierta hasta el 15 de febrero, reúne una treintena de dibujos, objetos, pinturas y fotografías de diferentes formatos. Lo más novedoso de la muestra son los retratos enmascarados. "Es la visión de un mismo personaje anónimo visto de diferentes maneras. Un guiño a la historia donde el retrato ha sido muy significativo", explica Calvo.

La manipulación ha sido uno de los denominadores comunes en su obra. La idea de los retratos arranca con una fotografía hallada al azar, pero reelaborada en su propuesta artística. Fotografías en blanco y negro incorporan objetos que hacen un guiño al surrealismo, perfiles silueteados con clavos o unas espirales de cerámica a las que la pintora da forma y cuece, todo vale para mostrar a ese hombre oculto y a la vez expuesto. "Es el juego de ocultar y desvelar. En definitiva, la vida es así y la pintura tiene que tener ese reflejo de la vivencia", explica Calvo.

"Pese a que trabajo con objetos, no acumulo nada", apunta la artista

En la exposición, figuran varios dibujos muy representativos dentro de la trayectoria artística de la pintora valenciana. A modo de collage, varias cartas comerciales de una vieja sastrería sirven de fondo para plasmar dibujos en los que la artista evoca con una mirada subjetiva tanto la infancia como la política y la violencia contra las mujeres.

"Pese a que trabajo con objetos, no acumulo nada, no tengo nada de nostalgia. Simplemente pinto con una serie de materiales. Me gusta trabajar con la memoria, es muy importante en la vida, aunque vivimos en un país que a veces no quiere tenerla", reconoce Calvo, que después de 40 años, su único reto es seguir experimentando.

La feria Arco será su próxima parada. Seis galerías, entre ellas Altxerri, expondrán sus trabajos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 15 de diciembre de 2010