Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El fiscal abre una segunda investigación sobre Blasco

La documentación aportada por la diputada de Compromís Mireia Mollà ha derivado en la apertura de una segunda investigación por parte de la fiscalía anticorrupción sobre las subvenciones otorgadas por la Consejería de Solidaridad y Ciudadanía, que dirige Rafael Blasco. Mollà, que estuvo ayer tres horas explicando al fiscal anticorrupción, Jesús Carrasco, el contenido de la abundante documentación que aportó sobre la captación de fondos de cooperación por parte de una trama organizada alrededor de la denominada Fundación Solidaria Entre Pueblos, se convirtió en "denunciante" para unas nuevas diligencias, diferenciadas de las que ya desarrolla el ministerio público sobre la denuncia de la diputada socialista Clara Tirado por dos subvenciones a la Fundación Cultural y de Estudios Sociales (Fundación Cyes), otorgadas en 2008 para sendos proyectos en Nicaragua, con las que se compraron dos entresuelos con garaje en Valencia.

La diputada de Compromís explicó al fiscal especial que, de acuerdo con la documentación de que dispone, la consejería de Blasco favoreció a la Fundación Solidaria Entre Pueblos -no puede llamarse así por sentencia judicial-, que "se ha dedicado a desviar fondos públicos a determinadas empresas". El dinero de las subvenciones, en lugar de destinarse a los objetivos que tenían marcados, habría ido a parar a las empresas que creó la fundación, cuya actividad será ahora investigada. Mollà ha aportado documentación que vincula las cuentas de varias ONG adjudicatarias de subvenciones a los patronos de la fundación Solidaria Entre Pueblos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 25 de noviembre de 2010