Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Salud vacunará de sarampión a los bebés de Granada

La edad del niño para la primera dosis baja de un año a seis meses

La Delegación de Salud de Granada ha decidido como medida "excepcional y transitoria" adelantar la primera dosis de la vacuna contra el sarampión a los niños de seis meses para evitar que se siga propagando el brote, que ya afecta a 43 personas. De ellas un tercio son menores de 15 meses, por eso la Consejería de Salud cree necesario vacunar a la práctica totalidad de niños susceptibles de padecerlo.

Previamente ya se adelantó de los 15 a los 12 meses. Ahora se extiende de los seis meses a los 11. Los padres podrán solicitar información y cita para la vacunación de sus hijos a través del servicio telefónico de Salud Responde y en los centros de salud con sus pediatras. Los menores de seis meses están inmunizados de forma natural, tanto por las defensas que le ha transmitido la madre durante el embarazo como por la lactancia materna, y por eso no es necesario que reciban la primera dosis.

El brote surgió en un colegio donde muchos padres se oponen a la vacuna

El resto sí debe hacerlo para evitar la circulación del virus y el potencial contagio a bebés o adultos susceptibles con los que lleguen a tener algún contacto. No obstante, los niños deberán recibir además las otras dos dosis del calendario vacunal ordinario -a los 15 meses y a los tres años- puesto que el sistema inmunitario es "muy inmaduro" a estas edades y es necesario repetir la vacunación para que "la respuesta inmunitaria a la vacuna proporcione una protección completa", según consta en el comunicado remitido por Salud.

Entre los afectados por el brote, que se inició en un colegio público del Albaicín donde existe un número elevado de padres contrarios a la vacunación de sus hijos, hay siete adultos. El resto son menores. Desde que se detectó el primer caso, la Consejería de Salud ha ido adoptando distintas medidas para frenar la epidemia.

Optó por la información primero, y ante la reiterada negativa de algunos padres a vacunar, amenazó con poner el caso en conocimiento de la autoridad judicial. Finalmente, lo hizo. El Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 5 de la capital granadina está recabando información antes de adoptar una decisión. El problema para Salud es que corresponde a los padres decidir. Con una cobertura amplia -en Granada capital es del 90%- se protege a los no vacunados.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 25 de noviembre de 2010