Jove entra en Brasil en el negocio eléctrico

Manuel Jove sigue de compras. El ex presidente de Fadesa, volcado en el sector de la energía, ha cerrado la adquisición de ocho centrales hidroeléctricas repartidas por Brasil mediante una alianza con un socio local. Todas las operaciones se han materializado a través de la sociedad Megabrasil Energía, en la que la corporación Inveravante, presidida por el empresario coruñés, participa con un 65% de su capital.

Uno de los proyectos hidroeléctricos se sitúa en Inxu, en el estado de Mato Grosso, en el que el grupo participa en un 78%, y ha resultado adjudicatario de 16,5 megavatios. La nueva central de Inxu, según informa la compañía, suministrará al estado la energía contratada por un plazo de 30 años, desde 2013 hasta agosto de 2043. Inveravante, a través de Megabrasil Energía, ha adquirido además una participación del 78% en otros siete proyectos hidroeléctricos también en el estado de Mato Grosso que actualmente están en fase de desarrollo y que, junto al de Inxu, suman un total de 87,7 megavatios.

Jove está a la espera de la concesión de megavatios eólicos por parte de la Xunta de Núñez Feijóo. Inveravante concurre a la nueva convocatoria en compañía de FCC, con dos ofertas a través de la firma Sigenera.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 31 de agosto de 2010.