Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Audiencia respalda la imputación por prevaricación del concejal Bellver

La Audiencia de Valencia ordena que continúe la investigación por un supuesto delito de prevaricación del concejal de Urbanismo de Valencia Jorge Bellver en relación con la adjudicación del concurso por el que se construyó un aparcamiento que afecta a los protegidos Jardines de Monforte sin el preceptivo informe de Patrimonio. Lo hace respondiendo a un recurso de Belver frente a la apertura de diligencias contra él.

El magistrado ponente de la sección segunda, Francisco Pastor, cree que debe seguirse investigando la autorización de las obras del aparcamiento para determinar si se hizo fuera de las exigencias legales que conocía el Ayuntamiento. A su juicio, es importante despejar el error administrativo de una decisión premeditada.

Bellver volvió a explicar a la Audiencia en su recurso que el aparcamiento que afecta a los Jardines de Monforte contó "con todos los informes favorables, en los trámites de información pública ninguna alegación sobre la cuestión debatida y que la legalidad de la tramitación del expediente no corresponde a la autoridad política que firma la resolución". Sin embargo, no explicó al tribunal por qué no solicitó en su día el preceptivo informe de Patrimonio y descargó la responsabilidad en los técnicos.

La Audiencia de Valencia, sin embargo, estima que ha quedado ya acreditado que no hubo delito contra el patrimonio y decreta el archivo de la investigación de esa infracción pese a la oposición del fiscal. "De las actuaciones practicadas hasta la fecha, este tribunal puede excluir la comisión del delito de daños contra el patrimonio histórico ya que sí se han practicado suficientes diligencias al respecto". Así lo recoge el juez. ¿A qué diligencias se refiere? Básicamente, a los informes del ecotoxicólogo forense y al de director de la fundación Pública Municipal de Parques y Jardines Singulares. Ambos descartan la relación directa de las enfermedades que sufre la flora del Jardín de Monforte y de los daños en el muro de esos jardines con las deficiencias que se atribuían a las obras del aparcamiento.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 22 de julio de 2010