Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Álvarez Areces no repetirá de candidato socialista en Asturias

Javier Fernández, secretario del PSOE asturiano, se perfila como sustituto

El socialista Vicente Álvarez Areces, presidente de Asturias desde 1999, no repetirá como candidato en las elecciones autonómicas del próximo año, según comunicó ayer al partido y a la ciudadanía. El secretario general de la Federación Socialista Asturiana (FSA-PSOE), Javier Fernández, ex consejero de Industria y ex diputado en el Congreso, será, casi con toda certeza, el cabeza de lista de los socialistas en los comicios de la próxima primavera.

"Considero que es la decisión adecuada después de tres legislaturas en las que he actuado siempre con total lealtad al Partido Socialista, a nuestros electores y también a todo el pueblo asturiano", explicó ayer Álvarez Areces.

Desde hacía meses, en amplios sectores del partido y también de la UGT habían surgido voces reclamando públicamente un relevo al frente del proyecto socialista asturiano, al considerar que, tras 12 años de ejercicio, convenía una renovación. Álvarez Areces, conocedor de que esa opinión estaba ganando adeptos en las filas socialistas, optó por dar ayer un paso atrás y facilitar al partido la designación de un nuevo candidato.

Javier Fernández, muy apreciado en las bases socialistas pero también por la dirección federal del PSOE, es un ingeniero de Minas de 61 años. Fue director general de Minas del Principado, diputado en el Congreso y consejero de Industria en el primer Gobierno de Areces. Dimitió de este cargo al cabo de año y medio (en noviembre de 2000), tras ser elegido secretario general de los socialistas asturianos.

Fernández, que concurrió a la secretaría general de la FSA-PSOE como candidato del sector minero del partido, en competencia con el aspirante que patrocinaba Areces, y que fue apoyado por el sector siderúrgico, logró desde su elección el mérito de aunar a la organización, superando las divergencias internas y restableciendo el pleno respaldo del partido al Gobierno.

Esta tarea de restañar heridas internas ha sido reconocida por la militancia, y sectores que habían sido afines a Álvarez Areces se decantaron públicamente por Fernández en los últimos meses.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 9 de julio de 2010