Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La red inteligente de Iberdrola da sus primeros pasos en Castellón

La compañía reclama subvenciones para completar el proyecto en España

La ciudad de Castellón cuenta, desde ayer, con 62 contadores digitales "inteligentes", los primeros de los más de 100.000 que renovará Iberdrola para dar suministro a los 180.000 habitantes de la capital de La Plana. Todos ellos convertirán a Castellón en la primera ciudad española en disponer de una "red inteligente" que, de momento, facilitará al usuario la realización de trámites como las altas, bajas y variaciones en su contrato, así como la información para amoldar su consumo a la tarifa más beneficiosa, tanto por teléfono como a través de Internet.

Además, permitirá, según la propia compañía, la resolución de averías de forma más rápida, ya que se localizará, a tiempo real y en el área exacta, el problema de suministro. El consumidor podrá ahorrar contrastando la información que, hora a hora, facilitará la red eléctrica, aunque habrá de pagar alrededor de 10 euros por el reenganche a la red eléctrica que precisará con el cambio de contador. Este pago es obligatorio, ya que la Generalitat aprobó el plan de cambio de contadores presentado por Iberdrola para la implantación de esta red inteligente. La renovación de los aparatos en Castellón concluirá este año y la eléctrica confía en ir extendiéndola por todo el país a partir de 2011.

Camps compara el cambio con el paso del riego a manta al goteo

El coste del proyecto solo para Castellón asciende a 22 millones de euros, ya que precisa, además, de la adaptación de más de 600 centros de transformación. En el caso de toda España, la previsión de la inversión asciende a unos 5.500 millones de euros y la creación de 25.000 empleos en los próximos ocho años. Ante estas cifras, el presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán, que acudió a la puesta en marcha de los contadores inteligentes, reclamó subvenciones para su implantación y un marco regulador "atractivo, sostenible y predecible" para poder llevar a cabo un desarrollo "masivo".

En caso contrario, "tendrá un desarrollo menos importante", según advirtió. Sánchez Galán acompañó su reivindicación de datos y afirmaciones como la de que las empresas eléctricas son "uno de los grandes motores de un país" y que en Estados Unidos el proyecto ha recibido 100 millones de dólares de subvención. Además, destacó que la empresa valenciana Orbis ha sido una de las siete que ha diseñado, concebido y fabricado la tecnología de los contadores.

La puesta en marcha de este principio de red inteligente contó con la presencia del presidente de la Generalitat, Francisco Camps, quien comparó el funcionamiento de este sistema con el cambio del riego a manta al de goteo. "Es nuestro riego por goteo en materia energética", que permitirá, según dijo, utilizar "la gota necesaria de luz que tiene que entrar en casa para que sea lo más barata posible". "Yo le agradezco al presidente de Iberdrola que haya decidido que la ciudad más inteligente de toda España es Castellón", dijo. Camps aseguró que las compras de Iberdrola a empresas valencianas ascendieron a 600 millones de euros.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 24 de junio de 2010