Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Análisis:DESDE EL PARQUÉ | Mercados

El Ibex 35 pierde el 10,80% en el mes de mayo

La Bolsa española despide el mes de mayo con una caída del 10,80% y una gran sensación de malestar entre los inversores. En el conjunto del ejercicio, el Ibex 35 pierde el 21,61%.

Esta última sesión mostró un tono muy apagado que, en parte, era consecuencia del cierre por jornada festiva de los mercados británico y estadounidense, a través de los que se canaliza la mayor parte de la inversión exterior en la Bolsa española.

La inversión doméstica todavía trataba de digerir la reciente rebaja en la calificación de la deuda española por parte de la agencia Fitch y sus posibles consecuencias a medio y largo plazo sobre la financiación de las entidades españolas en los mercados de dinero. El sector financiero y algunas de las grandes compañías pagaron las consecuencias de lo que, para algunos observadores, significa que la economía española ha bajado un peldaño en su difícil recuperación. De hecho, la rentabilidad de la deuda a 10 años volvió a subir para situarse en el 4,31%, seis puntos básicos más que el pasado viernes.

El Ibex 35 abrió a la baja, pero hubo un conato de recuperación inmediato que buscaba recuperar el nivel de la sesión anterior. La evidente falta de posiciones compradoras fue restando puntos a aquella reacción, hasta llegar poco antes del cierre al mínimo de la jornada, con 9.328,40 puntos. Una discreta recuperación al cierre dejó al Ibex 35 en 9.359,40 puntos, con un recorte del 0,70%.

Las noticias que llegaban de la eurozona tampoco animaban a los inversores a adoptar algún riesgo, pues la confianza en la situación económica ha bajado con fuerza, al igual que la confianza de los consumidores. Las fuertes medidas de ajuste puestas en marcha por numerosos países se perciben como una amenaza para el crecimiento económico en general y para el empleo, en particular. El IPC de la eurozona creció una décima en mayo, hasta el 1,6%, al tiempo que la masa monetaria, activos en manos del público y algunos depósitos, siguió bajando en abril y confirma que el dinero se mueve cada vez menos y pone en evidencia la recuperación de la economía.

La contratación en el Mercado Continuo cayó hasta niveles mínimos, con 1.371,63 millones de euros, de los que tan solo 1.081,99 millones procedían de las operaciones del "mercado abierto".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 1 de junio de 2010