Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El "autismo político" de Camps

Las declaraciones del presidente Francisco Camps ante la noticia de que vuelve a estar imputado por cohecho "lo sitúan en un autismo político sin precedentes", dijo anoche el portavoz de la Coalició Compromís, Enric Morera, "porque le da igual lo que diga la justicia, porque ha hecho del PP valenciano un reino de taifa, al margen de cualquier código ético y fuera del control de Rajoy".

La portavoz adjunta de Compromís, Mònica Oltra, por otra parte, lo calificó de "cadáver político" y exigió su inmediata dimisión tras la reapertura del caso Gürtel en Valencia. Tras recordar que la decisión del Tribunal Supremo coincide con el informe de Hacienda que certifica la financiación ilegal del PP valenciano durante las elecciones autonómicas de 2007, Oltra concluyó: "La contundencia de los hechos es abrumadora".

Desde Esquerra Unida, su coordinadora y portavoz parlamentaria, Marga Sanz, declaró que "si Camps no dimite, la ciudadanía tendrá que echarlo". Sanz añadió: "No podemos permitir que el presidente de la Generalitat llegue en esa condición al juicio en el Tribunal Superior de Justicia. Sería una situación sin precedentes en nuestra democracia; Camps debe ir como ciudadano particular, pero no ostentando el cargo de presidente del Consell".

Esquerra Unida convocó concentraciones para esta tarde en las tres capitales valencianas para exigir "la dimisión inmediata" de Camps, "por la dignidad de las instituciones de autogobierno".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 13 de mayo de 2010