Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Tamayo intenta forzar que la presidenta madrileña le reciba

Eduardo Tamayo, la bestia negra de los socialistas madrileños, el hombre que impidió en 2003 que Rafael Simancas se convirtiera en presidente de la Comunidad de Madrid tras dos legislaturas de Gobiernos del PP, trató ayer de hacerse recibir por la presidenta Esperanza Aguirre. La dirigente del PP llegó entonces al poder después de la fuga de dos tránsfugas socialistas y tras convocar otras elecciones.

Ayer, cerca del mediodía, Tamayo entraba por la puerta de la Real Casa de Correos, la sede del Gobierno regional, con la intención de llegar al despacho de Aguirre. Se lo impidieron los vigilantes y el personal de protocolo porque no figuraba ninguna cita con él en la agenda de la presidenta madrileña. A esa hora, se encontraba reunida con el Consejo de Gobierno. Luego negó haber hablado nunca con Tamayo.

Mal día había elegido éste para hacerse notar. En la puerta, aseguró que quería hablarle a Aguirre de dos personas: Ricardo Romero de Tejada, que era secretario de Política Autonómica del PP cuando el tamayazo, y la diputada regional Carmen Rodríguez. "En los próximos días lo sabréis", agregó crípticamente.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 19 de marzo de 2010