Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LEGISLACIÓN

EE UU estudia dar la residencia a fundadores de 'start-ups'

El Senado norteamericano debate un nuevo tipo de permiso de residencia para los inmigrantes que creen una start-up en Estados Unidos.

Los proponentes, entre los que se encuentran el ex candidato presidencial John Kerry y 160 sociedades de capital riesgo, creen que con esta nueva visa se podría atraer a emprendedores extranjeros que, además, crearían puestos de trabajo.

La visa Start Up 2010 supondría un tipo de permiso de residencia de dos años (EB-6) para cualquier inmigrante que consiguiera de los inversores norteamericanos 250.000 dólares. Tras dos años, podría convertirse en residente permanente siempre que cumpliera uno de tres requisitos: crear cinco puestos fijos de trabajo, conseguir de los inversores un millón de dólares más o lograr un millón de ingresos.

Los proponentes aseguran que la visa atraería a miles de start-ups en pocos años, aunque sus detractores lo ven como un coladero. Otro punto de debate es la competencia entre inmigrantes y nacionales por acceder al dinero. En 2009 los venture capitalist invirtieron 17.700 millones de dólares, frente a los más de 100.000 en 2000.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 11 de marzo de 2010