Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Unicaja vaticina que el paro seguirá creciendo a lo largo del año

El desempleo crecerá un 3% y el PIB moderará su descenso a un 1%

"Las perspectivas económicas para el año 2010 no son buenas" y, desde luego, el paro seguirá creciendo. Así de claro se mostró ayer el consejero delegado de Analistas Económicos de Andalucía, Francisco Villalba, quien vaticinó que las familias y las empresas deberán aún realizar un importante esfuerzo de ajuste porque el aumento del ahorro que ya han empezado a hacer no es suficiente.

La consultora de Unicaja no atisba que a lo largo del año pueda producirse en Andalucía la recuperación económica que sí han iniciado ya algunos países del entorno europeo, y todo lo más, a medida que avance 2010, "puede mejorar algo la actividad". "El panorama está más despejado, pero la incertidumbre es aún elevada y el clima frágil", explicó la directora del informe de previsiones Felisa Becerra en la presentación del correspondiente a la temporada de invierno.

Analistas no prevé crecimientos positivos hasta mediado el 2011

Pero aunque se dibuje un panorama más alentador, Analistas no espera que haya indicadores positivos de crecimiento hasta el año 2011. Eso sí, durante 2010 se moderará la caída de los principales indicadores y así Analistas estima que el Producto Interior Bruto (PIB) descenderá del orden del 1%, cuando prevé que el ejercicio de 2009 se pudo cerrar con una caída del 3,9%.

El principal problema de la economía andaluza es y seguirá siendo el empleo, con una escalada de las tasas de paro de dimensiones históricas hasta superar las registradas en los primeros años 90. Analistas calcula que el año 2009 se cerró con una tasa de paro del 27,1%, lo que supone que el número absoluto de desempleados supera el 1.050.000, más de ocho puntos de la media española. Durante 2010 sí puede, en todo caso, moderarse el ritmo de destrucción de empleo, al estimarse un crecimiento del paro en torno al 3%.

La industria y la construcción siguen estancados, y especialmente el sector inmobiliario, que llegó a representar el 18% de la producción andaluza, se mantiene bajo mínimos y es responsable de más de la mitad de los empleos perdidos en los dos últimos años. Por el contrario, se espera buen comportamiento de los servicios.

El paro, según Villalba, continuará siendo una rémora, y no antes de mediados de 2011 podría empezar a reducirse, porque para crear empleo se necesita crecer por encima del 2%.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 26 de enero de 2010