Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Chaves y Griñán pactan adelantar el relevo en el PSOE andaluz

Los socialistas andaluces celebrarán un congreso extraordinario para elegir a José Antonio Griñán secretario general del PSOE andaluz en sustitución de Manuel Chaves y poner fin así a una situación de bicefalia que estaba derivando en un problema inesperado en dos personas que dicen ser amigos desde hace 30 años.

Será antes de que Griñán asuma por primera vez la candidatura socialista a la presidencia de la Junta de Andalucía en las elecciones autonómicas de 2012 y antes de lo previsto, antes del verano de ese año. Manuel Chaves y su sucesor al frente de la Junta lo anunciaron ayer en una conferencia de prensa conjunta en la que los dos quisieron poner fin a los rumores de fuertes discrepancias entre ellos por la conveniencia o no de convocar el congreso, en el que se visualice de manera clara quién ejerce el liderazgo en el PSOE andaluz.

Sin embargo, ninguno quiso adelantar una fecha. "Ahora no es el momento", aseguró Griñán porque "los esfuerzos" deben estar dirigidos a las medidas de impulso para lograr la recuperación económica. Se elegirá la "fecha adecuada", "la mejor para el partido y para la ciudadanía", aseguraron.

Patada al balón

Lo que Chaves y Griñán hicieron ayer fue pegarle una patada al balón de congreso sí o no, que tenía a todo el PSOE desconcertado y que provocó el presidente andaluz al no descartar un adelanto, cuando apenas un mes antes había mantenido todo lo contrario porque no quería "distraer" a la federación socialista andaluza en plena crisis económica.

Eso dio pie a la convocatoria de una reunión de Griñán con los ocho secretarios generales provinciales, sin la presencia de la dirección regional, de la que salió un pomposo comunicado. En el mismo lo proclamaban "máxima autoridad política del proyecto socialista andaluz, hoy y para el futuro", lo que es tanto como darle la secretaría general, pero sin congreso.

Chaves insistió en ese mensaje. Para él, lo "fundamental" es que "la dirección y el liderazgo del proyecto socialista en Andalucía le corresponde al presidente de la Junta".

Los socialistas confían en que se acabe así el tremendo desbarajuste de esta última semana y recuperar "el ánimo" de cuando todo el PSOE aceptó sin rechistar la elección de Griñán como sustituto de Chaves en la Junta.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 22 de noviembre de 2009