Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
JUEGOS

'Modern Warfare 2' arrasa con tan sólo poner un pie en la calle

El juego más esperado de 2009 rompe todos los moldes y bate récords de recaudación el primer día

En su primer día en las tiendas Modern Warfare 2 ha recaudado más de 500 millones de dólares. El éxito del primer Call of Duty Modern Warfare fue un hito sin precedentes; la primera derivación de la franquicia de Activision hacia la "guerra moderna" (los tres primeros estaban basados en la Segunda Guerra Mundial) fue uno de los juegos más vendidos de la historia y uno de los más jugados online. Ahora, dos años después, llega una segunda entrega que no va a dejar a nadie indiferente.

¿Cómo superas lo que parecía insuperable? Posiblemente es una de las preguntas con las que habrán tenido que lidiar los chicos de Infinity Ward (desarrolladores de MW y MW2). Call of Duty Modern Warfare tuvo la campaña más intensa que hayamos podido ver en esta industria. Nos puso en la piel de dos equipos de asalto del ejército británico y norteamericano, y tras la pista de una célula terrorista que suponía una grave amenaza para la seguridad mundial. Entonces tuvimos tiroteos a bordo de un barco en alta mar, un flashback que nos situaba en la desolada de Chernóbil para interrumpir un negocio de armas nucleares y vimos explotar una cabeza nuclear ante nuestros ojos. Todo ello movido por uno de los motores gráficos más trabajados y pulidos.

La única forma de superar todo eso era conseguir un mayor impacto en la industria sin variar la fórmula, haciendo lo que saben hacer, y así ha sido.

Atentar contra EE UU

Modern Warfare 2 sitúa al jugador cinco años después de los eventos de la primera entrega. También tras la pista de un peligroso terrorista, pero esta vez con una amenaza mucho más directa para Estados Unidos. Cazar a un terrorista no es tarea fácil, y muchas veces requiere sacrificio; así lo explica el mando y así será. Por primera vez en la serie, una de las misiones se jugará del lado de los terroristas y de la peor forma que conocemos, atentando contra Estados Unidos.

La calidad del juego y el saber hacer de sus responsables hace que resulte uno de los momentos más crudos. De hecho, antes de comenzar la partida, se nos ofertará la posibilidad de suprimir las misiones que puedan "dañar la sensibilidad del jugador".

Tras una secuencia a oscuras en la que escuchamos una conversación en ruso, las puertas de un ascensor se abrirán, dejándonos ver que entramos en la terminal de un aeropuerto junto a tres "compañeros" terroristas armados hasta los dientes. Con ellos, tendremos que dar un sosegado paseo (no nos dejan correr) por la terminal acribillando a civiles e inocentes, y nosotros, infiltrados, no podremos actuar de forma diferente. Así de crudo es este juego, te sientes mal cuando acaba la misión. El jugador se desplaza por el mundo y nunca deja de correr peligro, busca a un informador en las favelas brasileñas y ve la ciudad de Washington en llamas. La experiencia de juego de Modern Warfare 2 es difícilmente descriptible con palabras; quizás por ello hayan querido contar con las partituras de Hans Zimmer (La Roca, Batman Begins...) para su banda sonora.

Se disfruta cada segundo de la campaña.. Tiene un story telling impecable y una producción elevadísima; y su modo online proporciona horas de juego suficientes para esperar con tranquilidad otra entrega.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 12 de noviembre de 2009