ELA cree que se da mala imagen de Pasajes para 'vender' el puerto exterior

ELA considera que se está presentando deliberadamente una imagen deteriorada del Puerto de Pasajes para conseguir así que los ciudadanos acepten la construcción del puerto exterior, al que se opone el sindicato. Según la central, el proyecto que impulsa la Autoridad Portuaria en las faldas de Jaizkibel no se justifica por la evolución del tráfico que registra y causará "impactos ambientales irreversibles". Así lo va a defender en una campaña, presentada ayer en San Sebastián bajo el lema ¿Para qué el puerto exterior? Tenemos grandes necesidades sociales, que desarrollará en empresas de la zona y en la calle.

Sostiene ELA que "no existe razón alguna" desde el punto de vista portuario para acometer ese proyecto, más allá de los intereses derivados de su propia construcción y la instalación de una "macrocentral" de ciclo combinado, que sustituiría a la actual térmica de carbón, una planta de biodiesel y depósitos de hidrocarburos. Pero critica sobre todo que no se abra una discusión pública sobre la necesidad de la nueva infraestructura y que, por el contrario, se "chantajee" a los vecinos de la comarca y se les diga que no hay alternativa al proyecto.

"Decisión política"

El sindicato exige que se analicen aquellas alternativas que sean reales y beneficiosas para el conjunto de la población, y no las que interesan "a unos pocos". Además de cuestionar que las actuales instalaciones estén saturadas, ELA defiende que "con una buena ordenación de la bahía se puede seguir operando, se pueden establecer nuevos usos del suelo y abrir dicha bahía a la ciudad, disminuyendo las molestias al entorno".

Por otro lado, la central mayoritaria aprecia que no está probada la viabilidad de una inversión estimada en más de mil millones de euros, ni se justifica por la posible creación de empleo. "No saben exactamente dónde construir, ni cuánto, ni quién lo va a pagar, pero nos quieren hacer creer que es un proyecto rentable", señala el documento.

La responsable de Medio Ambiente de ELA, Janire Domínguez, destacó que se trata de "una decisión política" que va a tener "repercusiones importantes" tanto en la economía guipuzcoana como en el equilibrio ecológico de Jazkibel, "un paisaje virgen" que se verá amenazado.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 05 de noviembre de 2009.

Lo más visto en...

Top 50