Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Martínez Pujalte: "Costa ha dimitido sin haber hecho nada"

Madrid / Valencia

Las reacciones al impacto del caso Gürtel en el PP valenciano siguieron goteando todo el día de ayer. El diputado nacional del PP Vicente Martínez Pujalte defendió que resulta "desconcertante" todo lo acontecido esta semana en Valencia en relación al caso Gürtel, y en concreto, respecto al cese en sus funciones del secretario general del PPCV y portavoz popular en las Corts, Ricardo Costa, de quien aseguró que "ha dimitido sin haber hecho nada, sin que los jueces hayan dicho nada de él".

En una entrevista en la Cadena SER, el diputado valenciano recordó que en la Comunidad Valenciana "no hay nadie ni imputado, ni ningún tema judicializado", por lo que calificó de "desconcertante" todo lo acontecido y confió en que todo se resuelva por "las vías ordinarias". Martínez Pujalte también recordó que Costa ya pidió perdón por el tono de unas conversaciones que, en su opinión, no son "adecuadas".

Otros dirigentes salieron en defensa del partido. Alfonso Rus, presidente del PP en la provincia de Valencia, animó en Ontinyent en un almuerzo con alcaldes y portavoces de su partido en La Vall d'Albaida a "no agachar la cabeza". Rus les conminó también a "plantar cara a quienes intentan echar basura contra los que ganan". "Me niego a que digan que somos todos iguales, que lo demuestren", esgrimió Rus, quien aseguró que en el PP "hay gente de todos los colores como en todos los lugares". Rus estuvo acompañado del consejero de Inmigración, Rafael Blasco, quien dirigió sus críticas al Gobierno. Blasco acusó el Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero de haber "ocultado, a sabiendas, pruebas que exculpan a Camps".

La visita del Papa

La portavoz socialista en la Comisión de Control de Ràdio Televisió Valenciana, Nuria Espí, solicitó la dimisión del director del ente, José López Jaraba, a quien pidió explicaciones "inmediatas" sobre "la contratación millonaria con empresas de sonorización que retransmitieron la visita del Papa en Valencia". "Es intolerable que la televisión pública, que todos los valencianos pagamos, se haya gastado el doble del valor real con empresas interpuestas de la trama Gürtel", dijo Espí. Canal 9 pagó 6,4 millones de euros por un operativo que costó 3,1, según publicó ayer este diario. "Los valencianos", añadió Espi, "no nos merecemos una televisión manipulada y además corrupta".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 18 de octubre de 2009