Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Entrevista:

"La asamblea fue una vergüenza"

Tras la demanda de un grupo de socios, Vicente Boluda, presidente del Madrid, declara ante el juez que no se siente culpable - Calderón, Bárcena y Nanín, también citados, no acuden

-¿Cuántos socios no compromisarios se colaron en la asamblea del 7 de diciembre?

-Los que salieron en el Marca. Tampoco sé si votaron todos.

-¿Puede garantizar que no se colaron más?

-No sé.

-¿Tiene una lista de los asistentes a la asamblea?

-No sé. Supongo que en el club la tendrán.

-¿Quién permitió la entrada del público a la sala?

-La asamblea.

-¿De qué forma?

-No poniendo oposición.

-¿El presidente del Madrid no debería garantizar que a una asamblea sólo accedan los socios compromisarios?

-También la policía tiene que garantizar que no haya robos y sí los hay. ¡Pero qué culpa tengo yo si la gente roba y si se cuelan uno, dos o tres socios no compromisarios! Yo no puedo garantizar nada. No soy nadie para garantizar.

"¡Qué culpa tengo yo si se cuelan socios no compromisarios! No puedo garantizar nada"

Vicente Boluda era vicepresidente del Madrid cuando se celebró la asamblea del pasado 7 de diciembre en la que se colaron y votaron personas que ni tenían derecho a voto y, en algunos casos, cuatro, ni siquiera eran socios. Boluda ahora es el presidente y ayer acudió como testigo al Juzgado de Primera Instancia número 20 de Madrid para dar su versión. "Fue una vergüenza, algo indigno para este club", dijo.

El juez, a petición de Moisés Israel, presidente de la plataforma Regeneración del Real Madrid, que presentó una demanda de impugnación de la asamblea solicitando medidas cautelares, también había convocado como testigos a Ramón Calderón, entonces presidente; Luis Bárcena, que era director del Area Social y responsable de organizar la cita, y Mariano Rodríguez, Nanín, su ayudante. Ninguno de los tres se personó. Nanín envió un escrito desde Miami "excusando su ausencia". Bárcena sigue de viaje: "Ya no estoy en Madrid. Además, debe de haber un error. Yo no estaba citado". En la sala, el juez solicitó dos veces su presencia. Calderón tampoco acudió. "Teniendo un cargo en la federación española [presidente de la comisión del centenario del organismo], debería tener más respeto por la justicia", le criticó Israel. En El Larguero, de la cadena SER, Calderón declaró por la noche que tampoco él ha recibido citación alguna y que pasó el día en Zúrich, donde se reunió con Joseph Blatter, el presidente de la FIFA. También dijo no haber vuelto a hablar con Boluda desde su dimisión. Pero afirmó coincidir con él en que la asamblea fue "una vergüenza". "La traición se lleva mal", concluyó respecto a su adiós forzado al club.

Israel pidió medidas cautelares y la nulidad de los acuerdos tomados en la asamblea basándose en dos hechos: "Se coló gente que no tenía derecho a votar y no hubo identificación del quórum antes de cada votación". De hecho, se comunicó el quórum de los presentes una sola vez: antes de la aprobación de las cuentas. "¿Se repitió el quórum en todas las votaciones?", preguntó Moisés a Boluda durante el interrogatorio. "Supongo que sí. De todas formas, con una vez sobra", contestó el dirigente.

-¿Quién permitió la entrada de ultras sur?

-No sé. Si son público, tendrán que entrar. Supongo que por la misma puerta que los demás. Es que el público no deja de ser socio.

El caso es que Boluda declaró ayer que en la próxima asamblea no habrá público: "Sólo, los compromisarios y la prensa".

-¿Considera fiable el sistema de recuentos de voto que se utilizó?

-No lo sé, pero sé que es el que se lleva desde toda la vida.

El caso es que en la asamblea del día 29 de este mes se votará con urna electrónica.

-¿Considera usted que en 25 segundos [en realidad, en la primera votación fueron 40] se puede hacer un recuento fiable de los votos?

-Sí, porque hay una azafata por cada fila.

-¿Quién elegía a las azafatas?

-No lo sé.

Un informe y 11 cintas de vídeo

Vicente Boluda declaró hace un mes en un medio de comunicación que la comisión de investigación del Madrid había terminado el informe sobre los hechos ocurridos en la asamblea de diciembre pasado y que el trabajo final estaba disponible "para cualquier socio que lo solicitara". Algunos telefonearon al departamento correspondiente del club y preguntaron cómo solicitarlo. La respuesta siempre fue la misma: "No nos consta la existencia de ese informe. Remitiremos su petición a Presidencia".

Ayer, durante el interrogatorio judicial, a Boluda le preguntaron si el Madrid tiene vídeos con las imágenes de la asamblea -utilizados para la mencionada investigación- y si el informe del que hablaba existe. "Sí, tengo las dos cosas. Están disponibles para todo aquél, incluso para los periodistas, que quiera pasarse por el Bernabéu a verlo. Que vayan allí porque los datos no se van a poder sacar fuera", aseguró.

Este periódico acudió ayer mismo al estadio Bernabéu para visionar el material del que habló el presidente del Madrid. El informe consta de tres carpetas: una, con 57 imágenes que se grabaron durante la asamblea; otra, con "información privada de los socios", según el club, y, por lo tanto, no visionable, y la tercera, con el informe en sí, que consta de dos hojas, ambas sin fecha. En la primera figuran las conclusiones -después de "dos semanas de trabajo"- de la investigación -llevada a cabo por "tres empleados del departamento de socios y cuatro del departamento de peñas"-; en la segunda, los nombres de las diez personas que se colaron.

"Después del visionado de las imágenes grabadas por la televisión del club, es difícil precisar que haya personas que hayan participado en las votaciones y que no tuvieran derecho a ello", reza el informe. Y concluye: "Después del trabajo realizado, no puedo asegurar que los asistentes, aparte de los identificados por Marca, sean distintos a los que debían estar presentes en la asamblea". O, lo que es lo mismo, no consta, según el informe, que se colara más gente.

Los vídeos se pueden visionar en uno de los estudios de grabación del Bernabéu en presencia del responsable de seguridad del club. Son once cintas, de una hora de duración cada una, que recogen el desarrollo íntegro de la asamblea. Son imágenes con sonido captadas por dos cámaras, una colocada a la derecha y otra a la izquierda del escenario. En ellas se pueden ver las votaciones, pero no las intervenciones de los directivos ni las de los compromisarios porque, al producirse en la mesa principal, estaban fuera del foco.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 17 de marzo de 2009

Más información