El Gobierno prevé que la inflación acabe el año en el 3,5%

El petróleo y los alimentos permiten que los precios se moderen

Los precios han dado tantos disgustos este año, al Gobierno y a los ciudadanos, que el aumento interanual del 4,5% en septiembre ha sido recibido con alivio. De hecho, visto este dato -y el del pasado agosto-, el secretario de Estado de Economía, David Vegara, afirmó ayer que espera la presión se afloje de la inflación siga aflojándose hasta diciembre. "Cabe esperar que si esta evolución continúa, a final de año se sitúe en el 3,5%", afirmó Vegara.

España mantiene una diferencia de un punto con el IPC de la zona euro

Esta previsión gubernamental queda a medio camino de las previsiones de Funcas. El servicio de estudios de la Fundación de la Cajas de Ahorro estima que en diciembre el IPC quedará en el 2,7%, y la media anual se situará en el 4,2%.

Pero a la espera de que la argolla de la inflación se afloje, los precios todavía aprietan a la economía española. Un alza del 4,5% respecto al mismo mes de 2007, según el Instituto Nacional de Estadística, no es un buen dato. Empeora más si se tiene en cuenta que llega con una economía casi estancada y el consumo en franco retroceso.

En la escalada desbocada que protagonizaron los precios hasta julio, jugaron un papel destacado los combustibles y los alimentos los principales culpables de la escalada. El mismo que interpretan en la moderación. En septiembre, el índice de precios al consumo (IPC) cayó en cuatro décimas respecto a agosto. De ellas, más de dos corresponden al transporte (incluye los combustibles y carburantes) y 1,5, a los alimentos. Esta evolución se comprende si se da un vistazo a los precios de petróleo brent en el último trimestre: ha caído un 46% desde su máximo histórico.

Si se observa sólo la inflación subyacente -la que no tiene en cuenta los alimentos no elaborados y los productos energé-ticos-, la inflación de septiembre se sitúa en el 3,4% en tasa interanual. Mientras que si la comparación se realiza respecto al mes anterior, los precios se quedan estancados.

Por su parte, la inflación armonizada, la homologable al resto de la Unión Europea, se situó en el 4,6%, y reduce una décima su distancia con el conjunto de la zona euro, hasta un punto, según el dato adelantado por Eurostat, pendiente de su confirmación hoy.

Sobre la firma

Es corresponsal en Bruselas. Ha desarrollado casi toda su carrera en la sección de Economía de EL PAÍS, donde se ha encargado entre 2008 y 2021 de seguir el mercado laboral español, el sistema de pensiones y el diálogo social. Licenciado en Historia por la Universitat de València, en 2006 cursó el master de periodismo UAM/EL PAÍS.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción