Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Análisis:DESDE EL PARQUÉ | Mercados

La Bolsa descuenta una recesión inminente

El amplio consenso sobre la entrada de la economía española en recesión el año próximo, a más tardar, ha provocado un aluvión de ventas en la Bolsa, cuyo principal índice ha perdido el nivel de los 10.000 puntos tras caer el 3,83%.

El Ibex 35 retorna así a los niveles de julio de 2005 y convierte los años de bonanza en una especie de sueño lejano. En el conjunto de la semana, que ya es una de las peores de la historia del mercado, el Ibex 35 acumula una caída del 13,27% y en el año la pérdida es del 34,77%.

Una parte importante del problema está en el mercado interbancario, totalmente impermeable a las inyecciones de liquidez del BCE y al recorte de los tipos de interés. De hecho, los valores bancarios han vuelto a ser los protagonistas destacados en esta sesión, aunque el grueso de las pérdidas se ha concentrado en el sector energético, uno de los que mayor deuda acumula y cuya financiación puede resultar muy cara en un futuro cercano.

La Bolsa está sufriendo una situación similar a la del sector inmobiliario, en el que nadie compra porque todo puede estar más barato en las próximas semanas. Los posibles inversores sólo moverán ficha cuando detecten los primeros efectos de las medidas adoptadas por los responsables de la economía pero, por el momento, parecen más centrados en esperar el momento en que el mercado toque fondo por sí mismo, algo que nadie se atreve a predecir por lo desesperante de la situación.

El ambiente en la apertura de la sesión fue, sin embargo, razonablemente positivo, con una subida de hasta el 2,31% en el Ibex 35. Esa subida fue aprovechada, como el día anterior, para poner más papel en movimiento, lo que hizo retirarse a los escasos compradores que habían decidido asumir algunos riesgos. La caída de ayer del Ibex 35 es de las mayores entre las plazas europeas que, en general, terminaron con descensos más limitados.

La contratación en el Mercado Continuo, con 5.378,40 millones de euros, indica que los tanteos compradores fueron mínimos. Las operaciones del mercado abierto bajaron hasta 4.364,69 millones de euros, 1.130 millones menos que el día anterior.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 10 de octubre de 2008