Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Amigos y autoridades homenajean en Ferrol a Ramiro Fonte, premio Porto Magno

Cuenta que descubrió la poesía siendo un adolescente, a golpe de "versos medio prohibidos" escritos "en tiempos convulsos" e impresos en libros que compraba a escondidas "en la rebotica de alguna librería" de la ferrolana calle Real. Ramiro Fonte (Pontedeume, 1957) regresó ayer a la ciudad naval para recoger de manos del ministro de Cultura, César Antonio Molina, el premio Porto Magno con el que el Real Coro de Toxos e Froles quiso reconocer la contribución del poeta eumés a la proyección literaria "de la Galicia del Norte".

Por unanimidad, la agrupación coral acordó "en convocatoria única y extraordinaria" conceder este galardón al poeta eumés, coincidiendo con el 150º aniversario de la concesión de Ferrol del título de ciudad, en homenaje a su trayectoria y en reconocimiento a su compromiso literario con Galicia. Escritor, crítico, miembro de la Real Academia Galega y actual director del Instituto Cervantes de Lisboa, Ramiro Fonte agradeció ayer un galardón que le permite reencontrarse con la que definió como una de las ciudades de su vida. En un acto íntimo y cercano, salpicado de largos aplausos, el director del Cervantes lisboeta regaló al auditorio dos poemas escritos en las últimas semanas que profundizan en su relación con la comarca inspirados en lugares emblemáticos del litoral atlántico como el Cabo Prior y que intercaló con los versos de la poetisa sevillana Julia Uceda, Premio Nacional de Poesía en 2003 y afincada en Ferrolterra. Uceda recitó y dedicó a Fonte el poema La vida del agua.

La conselleira de Cultura de la Xunta, Ánxela Bugallo, presente en el homenaje, se refirió al novelista y poeta eumés como "uno de los grandes nombres de nuestras letras". Por su parte, el presidente de la Asociación Española de Críticos Literarios, Miguel García Posada, repasó la trayectoria vital y literaria del crítico gallego "leal a la memoria de su pueblo," mientras que la edil de Cultura de Ferrol, Yolanda Díaz agradeció al escritor que sitúe a la ciudad en su olimpo vital como "pequeña patria afectiva".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 29 de julio de 2008