Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:Televisión

Adiós, 'Fama'; hola, 'Supermodelo'

Vuelve a Cuatro el concurso de moda. El de bailarines celebra su gran final

Supermodelo 2008 comienza hoy (15.40) su nueva singladura, esta vez a bordo de un lujoso crucero que surcará en las próximas tres semanas el Mediterráneo y recalará en sus principales puertos. De las 2.300 personas que se presentaron a los castings, el programa ha seleccionado 20 aspirantes a modelo que vivirán la última fase del proceso de selección en el barco. De lunes a viernes (a las 15.15) podrán ver sus evoluciones. La tercera edición del reality de Cuatro presenta varias novedades: la principal es que este año también habrá aspirantes masculinos. Además, el concurso ha subido la edad mínima de los aspirantes de 16 a 18 años, por lo que ya no habrá menores. De esta manera, los chicos llegarán más maduros, apuntan desde la cadena. "El 85% tiene estudios, algunos incluso dos carreras", dice Vicente Torres, productor ejecutivo de Zeppelin. "No buscamos únicamente una cara bonita", añade Fiona Ferrer Leoni, directora de Elite Model Look España y jurado del casting en las tres ediciones, "sino gente con inquietudes".

Llegar a la cita con la pasarela con más edad permitirá a los aspirantes afrontar mejor las duras críticas y exigencias del profesorado, que ya en la pasada edición no se cortaba a la hora de evaluar a las concursantes. En los resúmenes diarios con lo mejor de los castings también se verá a los chicos disfrutar de su viaje en el crucero. Torres asegura que los participantes tienen libertad para relacionarse en el barco, pero que cuando empiecen las lecciones no podrán dedicarse a otra cosa que no sea su futura carrera como modelos.

Tras dos ediciones al frente del programa, la modelo Judith Mascó no presentará este año las galas. La sustituye la canaria Eloísa González, que hasta ahora presentaba un programa en la televisión de las islas. En la nómina de profesores también hay muchas caras nuevas. Sólo continúa uno de los preferidos del público, el fotógrafo francés Emmanuel Rouzic. A la dirección del centro se incorpora Marie-Ange Schmitt-Lebreton, modelo experimentada, profesora de pasarela y coreógrafa, que apunta que el nivel de los seleccionados es bueno. "Pero el esfuerzo tiene que venir de su parte. Tienen que poner duende y coco, y entender que esto es un reto. En el mundo de la moda hay una competencia feroz; nosotros intentamos hacerles el camino más fácil". De todos ellos, el profesor que seguramente dará más que hablar es el de estilismo, Jousi, editor de la revista Vanidad. Asegura que los chicos llegaron a las pruebas vestidos con muy poco gusto, aunque no tira la toalla: está acostumbrado, cada día sufre a gente "que se cree in y está completamente out".

Fernando Jerez, director de antena de Cuatro, defiende el modelo de programa: "Creemos que el mejor generador de emociones es la verdad". Jerez asegura que la ilusión de los chicos por alcanzar su sueño es el mejor material televisivo, y espera que esos sentimientos "sin adulterar" consigan el mismo éxito que ha tenido Fama, ¡a bailar!

El concurso de baile de Cuatro se despide esta noche con la emisión de la gala final (22.15), a la que han accedido ocho de los 44 bailarines que durante estos últimos cuatro meses han pasado por la Escuela. Pero sólo uno se llevará el gran premio: un máster en una escuela internacional de baile (que variará según el perfil del bailarín que gane). Paula Vázquez presentará esta última entrega, que contará, entre otras, con las actuaciones de Melocos y Marta, autora del tema principal del programa.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 28 de abril de 2008