ELECCIONES 2008 | Los resultados en la región

Los populares arrasan en 16 grandes municipios

Feudos socialistas como Alcorcón y Móstoles se pasan a la derecha

De poco sirvió que el alcalde de Alcorcón, el socialista Enrique Cascallana, fuera el número uno en las listas regionales del PSOE al Senado. Los votantes de la localidad se volcaron con el PP, como también ocurrió en otros 15 de los 23 grandes municipios de la región.

El tradicional 'cinturón rojo' queda desteñido por el crecimiento del PP
Más información
El corredor, dividido
La derecha se afianza en la capital

Del Corredor del Henares a las grandes ciudades del sur -tradicionalmente denominado el cinturón rojo-, fueron sumando votos para el PP enclaves como Alcalá de Henares, Torrejón de Ardoz, Aranjuez, Alcorcón o Móstoles -ciudades donde hace cuatro años venció holgadamente el PSOE-, a tradicionales feudos populares como Arganda del Rey, Valdemoro, Pozuelo de Alarcón, Las Rozas o Majadahonda, para dar la victoria a la derecha. Sólo siete ciudades apoyaron a los socialistas, pero en la mayoría de ellas, el respaldo fue menor que el alcanzado hace cuatro años.

El ejemplo más claro fue Parla, considerada el bastión socialista por excelencia, ya que es la localidad donde por dos veces ha sido Tomás Gómez el alcalde más votado de España, el también secretario general del Partido Socialista de Madrid (PSM). Allí, su formación política ha perdido 10 puntos respecto a las elecciones generales de marzo de 2004.

Una vez más, IU volvió a sufrir el castigo del voto útil, que deja los sufragios de sus electores tradicionales (como los de los vecinos de Rivas-Vaciamadrid) en manos del PSOE. Anoche era pronto para analizar qué tipo de descontento (si el del votante socialista quejoso con el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero o el del popular insatisfecho con los quehaceres de Esperanza Aguirre) ha motivado la entrada en juego del partido de Rosa Díez, UPyD.

En el norte de la región, el PP también recibió el apoyo de otro clásico de la izquierda como Alcobendas, que ya dio su confianza al PP en las pasadas elecciones municipales, tras un fuerte conflicto interno que echó de las listas a su veterano alcalde, José Caballero. El municipio sumó para el PP el 50,56% de sus votos. También localidades de los alrededores mantuvieron inamovible su apoyo a la derecha, como Tres Cantos (47,16%), Colmenar Viejo (49,90%) y San Sebastián de los Reyes (46,29%).

En cambio, en el sur, los socialistas repitieron en Pinto, pese a que este municipio cuenta desde el pasado 27 de mayo con alcaldesa popular. Con todas las papeletas contabilizadas, los socialistas lograban el 44,98% de los sufragios, casi siete puntos menos que en la convocatoria anterior y apenas a 84 décimas del PP.

En Alcorcón, con todo el escrutinio finalizado, el PP venció con el 45,88% de los votos, mientras que el PSOE cedía más de seis puntos respecto a los últimos comicios generales.

Aunque otras ciudades de tinte rojo mantuvieron el voto socialista en cabeza, en algunas de ellas, al igual que ocurrió en Parla, la representación fue menor que hace cuatro años. Como Getafe, donde el PSOE obtuvo el 47,39% de los votos con el 100% de las papeletas escrutadas, lo que supone más de cinco puntos menos que en las anteriores generales; Leganés, que alcanzó para los socialistas el 49,35% de los votos, casi cinco puntos menos finalizado el escrutinio, o Fuenlabrada, que dio el 49,09% de los sufragios a los socialistas, ocho puntos menos.

En el extremo opuesto, localidades tradicionalmente de derechas, como Valdemoro, el apoyo al PP de ayer aún fue más importante que en la convocatoria anterior. En este municipio, no sólo se impuso la derecha, sino que arrancó a la izquierda cinco puntos más que hace cuatro años. Lo mismo sucedió en Las Rozas o Majadahonda (ambas lograron superar en más de dos puntos los resultados del PP en las pasadas generales).

Al nuevo cinturón azul, formado por los municipios que han votado por la opción de derechas, se sumaron ayer Alcalá de Henares (con una pérdida de casi cuatro puntos para los socialistas), Torrejón de Ardoz (casi ocho puntos más que hace cuatro años), Aranjuez (con el 47,46% para el PP, seis puntos más) y Móstoles (47,46%, siete puntos por encima del resultado de 2004).

Poco queda de aquel mapa en rojo que aún mantenían los socialistas en la región madrileña. Pero si Aguirre ha sabido echar los restos en una campaña que no le había guardado un hueco como candidata, los socialistas, con Tomás Gómez en cabeza, no han logrado meterse en el papel.

Varios ciudadanos consultan las listas electorales en el colegio Ciudad de Parla.
Varios ciudadanos consultan las listas electorales en el colegio Ciudad de Parla.PAULA VILLAR

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS