Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los retrasos del AVE afectan al 5% de los trenes

Renfe se vio ayer en la necesidad de salir al paso de las críticas por los fallos tras la puesta en marcha del AVE a Valladolid y Málaga. Por la mañana, la línea Málaga-Madrid sufrió un nuevo retraso, el quinto desde su puesta en marcha. Fueron 40 minutos y afectó a 140 viajeros. Por las nuevas líneas han rodado 169 trenes hasta las cinco de la tarde de ayer. De éstos, 12 han sufrido retrasos, según informó Abelardo Carrillo, director general de líneas de Alta Velocidad de Renfe. En total, han utilizado estos trenes 30.130 viajeros, de los que 1.542 han sufrido los retrasos (incluyendo los de ayer por la mañana). Las incidencias han afectado a un 5% de los trenes, algo que Carrillo consideró un "éxito razonable".

Carrillo indicó que se trata de una situación muy parecida a otras inauguraciones de líneas de AVE, como la de Toledo o la de Lleida, y "mucho mejor" que la puesta en marcha del AVE a Sevilla en 1992. Según indicó el cargo de Renfe, el importe de los billetes que se devuelven por los retrasos lo asumen las empresas responsables de la incidencia en cuestión.

En nombre de la UTE de empresas responsables de la seguridad, electrificación y señalización de las nuevas líneas, Antonio Marín explicó que los fallos se deben al sistema de seguridad. La línea a Valladolid está "abierta", es decir, que recibe trenes de las líneas del norte. Las empresas están haciendo ahora "ajustes con tráfico real", algo que no se podía hacer antes de la inauguración. Los retrasos han ocurrido porque cuando se detecta un cambio anormal en la tensión de la línea, el sistema, por seguridad, paraliza el tráfico. Estos ajustes del sistema informático al tráfico real seguirán en las próximas semanas, por lo que los responsables de Renfe y las empresas no descartan nuevas incidencias.

Incidencias del AVE

- Desde la inauguración de las líneas a Valladolid y Málaga han sufrido retrasos 12 trenes, de un total de 169.

- 1.500 viajeros, de 30.000, se han visto afectados.

- Los problemas seguirán "15 o 20 días", mientras se ajusta el sistema de seguridad.

- El importe de los billetes que haya que devolver lo asumen las empresas responsables de los fallos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 30 de diciembre de 2007

Más información