Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Entrevista:TROTAMUNDOS | JIMMY BARNATÁN - ACTOR | PROPUESTAS

El pulpito de Samil

El actor Jimmy Barnatán estrena la próxima semana la comedia No digas nada. Nada más terminar de rodar en Santander, emprendió un viaje en coche con amigos por el norte.

¿Hacia dónde se dirigieron?Primero pasamos una noche en Santander. Cenamos unas gambitas en el mítico Marucho, en la calle de Tetuán, y luego fuimos al bar Canalejas, un antro divertidísimo donde va lo peor de cada casa.

¿Hubo resaca?

No fue para tanto. Al día siguiente fuimos a Oviedo; paseamos por el Campo de San Francisco y por ese centro peatonal tan señorial y estupendo, e hicimos noche en San Esteban de Pravia, un pueblo en la costa cerca de Cudillero.

¿Por algo en especial?

Era un puerto carbonero, y se pueden ver los cargaderos que han sido restaurados. Además tiene un aire a La Habana, con todas esas casas indianas.

Tuvieron que comer bien...

Y tanto, aunque nuestro mayor descubrimiento no fue un local gastronómico, sino un bar de carretera inspirado en la América profunda: rock and roll, mesa de billar, chimenea e incluso una Harley-Davidson.

¿No recuerda el nombre?

No, sólo sé que está en algún punto entre Ribadeo y Noia que, por cierto, tiene un casco antiguo precioso para pasear.

Perdone que insista en el tema gastronómico, pero...

Y con toda razón. Lo mejor: el pulpito que ponen en la zona de la playa de Samil, en Vigo, donde acabamos el viaje.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 22 de diciembre de 2007