Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
MÁLAGA | Las nuevas líneas del AVE

La Costa del Sol quiere convertirse en destino de fin de semana

En una provincia como la Costa del Sol, que recibe anualmente a más de nueve millones de visitantes, el AVE se ve como un instrumento determinante en la consolidación de la primera industria provincial. Abre nuevas expectativas. En tan sólo dos horas y media, el tiempo que tardará en unir Málaga con Madrid.

Si el AVE es un servicio casi necesario para mantener la competitividad turística de la Costa del Sol, para la capital de la provincia supone una excelente oportunidad de convertirse en un tipo de destino turístico que aun no ha logrado ser: el de fin de semana. El Ayuntamiento ya ha iniciado una campaña de promoción en Madrid en la que se anuncia a Málaga como la ciudad costera más próxima a la capital de España.

De cumplirse las expectativas, el tren de alta velocidad puede propiciar un flujo de turistas de fin de semana y estancias cortas, interesados por un turismo urbano y de corte cultural, muy distinto del cliente tipo tradicional de la Costa del Sol. La ciudad de Málaga, que cuenta ya con algo más de 7.000 camas hoteleras, tiene proyectos en marcha que elevarán la oferta por encima de las 11.000. El AVE permitirá eliminar una barrera que ha dividido a la ciudad: las vías del tren. A partir de ahora, todo el trazado ferroviario en el casco urbano estará soterrado.

El consenso social que ha acompañado el proyecto contrasta con la intensa pelea que viven PSOE y PP por la autoría del proyecto. Para Magdalena Álvarez, la ministra que lo va a inaugurar, será su gran baza electoral en la provincia por la que es diputada y por la que en las elecciones de marzo volverá a ser candidata.

Empresarios, sindicatos e instituciones públicas coinciden en dar una consideración de "logro histórico" a la llegada del AVE a Málaga. El Ayuntamiento convocó ayer a los ciudadanos a participar en una fiesta popular a mediodía del domingo coincidiendo con la inauguración de la infraestructura.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 21 de diciembre de 2007